La ganadora de un Óscar Penélope Cruz y las directoras Isabel Coixet y Carla Simón, favoritas de la 32 edición de los Premios Goya, han posado en la alfombra roja del Hotel Marriott Auditorium con los abanicos reivindicativos con el lema "Más mujeres".

La Asociación de Mujeres Cineastas (CIMA) ha promovido, de cara esta 32 edición de los Goya, la campaña "Más Mujeres", con la que se han repartido más de mil abanicos rojos para reclamar una mayor presencia femenina en el cine español.

Aunque dos de las cinco nominadas a mejor película están dirigidas por mujeres —La librería de Isabel Coixet y Verano 1993 de Carla Simón— solo un 27% de los nominados a estos premios de la Academia de Cine son féminas.

Con su hashtag #MÁSMUJERES exigen que haya más presencia femenina "en guion y dirección, desde donde surgen las historias que luchan contra los estereotipos; en los cargos de responsabilidad, equilibrando la estructura del cine y jefas de equipo en los puestos técnicos que rompan definitivamente con el cliché de la especialización".

Según datos de CIMA, en España solo hay un 7% de mujeres directoras y el porcentaje cae a un dramático 2% en otras categorías como dirección de fotografía. CIMA recuerda además que llevan diez años "luchando para que la presencia de mujeres profesionales de la industria sea equitativa y para derribar los estereotipos sexistas nocivos que abundan en los contenidos".