Vertido de purines.
Vertido de purines. COORDINADORA ECOLOGISTA

"Es evidente que vamos a seguir sufriendo la contaminación de estos residuos muchas décadas más", manifiesta la Coordinadora, que asegura que si bien "el cucho no es un grave problema ambiental en Asturias, si lo son, los purines de las grandes explotaciones intensivas que son un grave problema ambiental en Asturias de primer orden".

Así recuerda el colectivo ecologista que han presentado centenares de denuncias por vertidos de purines, denunciado fuentes perdidas por filtraciones, cuadras que vertían sus residuos a los colectores de aguas residuales y han recibido centenares de quejas de vecinos hartos de sufrir la contaminación en sus casas por las vertidos de purines en invierno y verano que

hartos de denunciarlo a las administraciones y están pasan de todo.

Lamentan los ecologistas que mientras, tanto el Principado como los Ayuntamiento todos estos años ha hecho caso omiso a todas estas denuncias y quejas generadas por los purines y sólo la Confederación Hidrográfica sancionaba a unos pocos cuando pillaban al ganadero vertiendo al cauce, en el resto de los casos a pesar de la evidencia del vertido de purín que se echaba a chorro o se vertía en una cuneta, o se tira en una sima, no tenía sanción de nadie, eso que tenemos lagos de purines por gran parte de las zonas ganaderas intensivas.

Añaden desde la Coordinadora que es cierto que los purines

son un buen abono, bien gestionados no son contaminantes, es verdad que tratados concentrados son recurso aprovechable para la obtención de energía mediante la biometanización y después queda un resto estable que en forma de digestato que se puede compostar, como se hace en otros lugares de España y del mundo.

Así consideran que las tres plantas que hay en Asturias para tratar estos residuos ganaderos (Navia, Tineo, Cabrales) resultan claramente insuficientes, además de que hay un grave problema que retrae a los ganaderos el coste de llevar los purines a las instalaciones.

"Hay zonas de Asturias como la oriental y central que carecen de estas plantas que puedan tratar de una manera más adecuada los purines para transformarlos en energía y en un residuo más estable y menos contaminante", insisten los ecologistas que destacan que "por eso es necesario que el Principado cumpla sus obligaciones y sea mas exigente con los ganaderos que no cumplen, que los Ayuntamientos tengan en cuenta cuando dan licencias para nuevas cuadras o ampliaciones de estas el impacto para los vecinos colindantes de estas actividades, sino va ser difícil la convivencia deseada de los ganaderos y sus vecinos".

Consulta aquí más noticias de Asturias.