Los concejales de Lora se defienden de la acusación de IU
Los concejales de Lora se defienden de la acusación de IU AYUNTAMIENTO DE LORA

IU, recordémoslo, opinaba que el concejal de Patrimonio y Educación, Raúl García, habría podido incurrir en una "incompatibilidad" como consecuencia de unas facturas emitidas por su cónyuge con cargo al Ayuntamiento en 2016 y 2017.

En cuanto al concejal de Urbanismo y Servicios Generales, Álvaro Aranda, IU detectaba una posible irregularidad al "enviar y ordenar a trabajadores del Ayuntamiento a que realicen trabajos de albañilería en las instalaciones del cuartel de la Guardia Civil, siendo estas instalaciones propiedad del Ministerio del Interior, y por tanto no son de competencia del Ayuntamiento".

En este sentido, el concejal Raúl García ha defendido que entre 2016 y 2017, la empresa de su esposa presentó al Ayuntamiento de Lora del Río cuatro facturas por un valor total de 260 euros, "una cantidad mínima teniendo en cuenta que son facturas de material de oficina que los empleados municipales han adquirido en su establecimiento, bien porque era la oferta más económica o porque históricamente lo han comprado allí" antes de que él mismo desembarcase en el Consistorio.

Por su parte, el concejal de Urbanismo, Álvaro Aranda, ha defendido que las obras acometidas por operarios municipales en un patio del cuartel de la Guardia Civil "corresponden a los arreglos que hemos tenido que realizar al cedernos la Guardia Civil unas palmeras que tenían allí, porque al sacarlas se han provocado ciertos desperfectos en la zona". En ese sentido, ha expuesto que sería "injusto" que el Consistorio no reparase dichos desperfectos.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.