Cartel de la charla-taller 'Prevención+ Soporte Vital del Ahogado'
Cartel de la charla-taller 'Prevención+ Soporte Vital del Ahogado' CEDIDA

El objetivo, remarcan, es el de "visibilizar y concienciar sobre el fenómeno de los accidentes acuáticos y garantizar una mayor eficiencia en el abordaje de los accidentes acuáticos por parte de los futuros facultativos".

El acto, co-organizado por Sociedad Española de Medicina de Emergencias y Urgencias (SEMES) y la Federación Internacional de Asociaciones de Estudiantes de Medicina (IFMSA), se celebrará el próximo jueves, 1 de febrero de 2018, a las 18 horas, en la Sala de Grados de la Facultad de Ciencias de la Salud de la ULPGC.

El acto se iniciará con una charla que será impartida por el divulgador en materia de seguridad en el medio acuático y autor de la campaña, el periodista Sebastián Quintana, quien hará una radiografía del fenómeno de los ahogamientos en Canarias y en España, las causas, cómo prevenirlos y el perfil del afectado.

Seguidamente, especialistas en medicina de emergencias, liderados por el vicepresidente de SEMES y jefe del Servicio de Urgencias del Hospital Universitario Insular de Gran Canaria, el doctor Francisco Socorro, realizará un taller de una hora de duración.

En este sentido, un acuerdo suscrito por los responsables la campaña 'Canarias, 1500 Km de costa' con la SEMES permitirá que los futuros doctores aprendan los protocolos en el correcto abordaje

para revertir una parada cardiorrespiratoria.

ACCIDENTES ACUÁTICOS, PRIMERA CAUSA DE MUERTE NO INTENCIONAL

Los accidentes acuáticos representan la primera causa de muerte no intencional Canarias, duplicando los fallecimientos por accidente de tráfico. El total de incidentes producidos en playas, puntos de costa y piscinas en 2017 ascendió a 220 episodios, con 93 muertos.

Además, la campaña recuerda que "un millar de personas fallecen cada día en los países de la UE a consecuencia de una insuficiencia cardiorrespiratoria". "Solo un 8 por ciento de los afectados sobrevive a un episodio de este tipo de manera natural, mientras que cuando se realiza la RCP solo con las manos, la probabilidad de supervivencia se eleva al 24 por ciento (el triple). Cuando se utiliza un DEA (Desfibrilador Externo Automático), los índices de supervivencia llegan al 40 por ciento", explican.

Consulta aquí más noticias de Las Palmas.