Fotografía
Fotografía GUARDIA CIVIL DE ALMERÍA

Según ha explicado la Comandancia en una nota, los agentes iniciaron la investigación a mediados de diciembre tras conocer mediante dos denuncias de la víctima que le han sustraído de su finca seis perros de caza valorados en unos 3.000 euros, según sus estimaciones.

La sustracción de los perros tuvo lugar el día 12, cuando desaparecieron dos perros, y el día 17, cuando se habrían llevado otros cuatro. Todos los canes contaban con las cartillas correspondientes y con el microchip para su identificación.

Los agentes iniciaron varias líneas de investigación entre los cazadores de la zona y limítrofes y entre las páginas de compraventa de internet, lo que permitió tras analizar "gran cantidad" de anuncios dar con uno para la venta de perros que "guardaban similitud en raza, color y características con los denunciados como sustraídos".

Tras identificar a los canes con su legítimo propietario a través del anuncio, los agentes se citaron con el vendedor en Pórtugos (Granada) para una supuesta compra, a la que acudieron la víctima junto con la Guardia Civil de Granada.

Así, mediante un lector de microchip, pudieron confirmar que los perros localizados habían sido los sustraídos, por lo que se recuperaron los canes y se abrió investigación contra los sospechosos. Las diligencias instruidas por la Guardia Civil han sido puestas a disposición del Juzgado de Instrucción de Órgiva (Granada).

Consulta aquí más noticias de Almería.