Detencion De Atracador
Detencion De Atracador AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA

Los hechos ocurrieron durante la tarde del pasado día 17 de enero cuando una persona entró en un establecimiento comercial de la Plaza del Castillo con el rostro cubierto. Amenazando con una navaja de gran tamaño, consiguió sustraer 900 euros, abandonando el local posteriormente hacia la calle San Nicolás.

El grupo de investigación de Policía Municipal de Pamplona se hizo cargo de la investigación, visualizando numerosas cámaras de seguridad y contando con una importante colaboración ciudadana. La investigación pudo demostrar que esta persona, una vez cometido el delito, se despojó de varias prendas para tratar de pasar desapercibido y evitar ser reconocido.

De hecho, algunas prendas fueron localizadas por las patrullas que acudieron al lugar en una papelera próxima al lugar de los hechos, según ha informado la Policía Municipal en una nota, que ha detallado que agentes adscritos a dicho grupo de trabajo mantuvieron durante varios días un discreto operativo policial en la zona ya que se sospechaba que podría ser habitual del lugar.

El pasado día 25 fue localizado un varón que coincidía con la descripción facilitada y con las imágenes obtenidas de las cámaras de seguridad, pese a que esta persona había modificado su imagen cortándose el pelo y la barba, "con intención clara de dificultar su identificación".

Tras proceder a su detención y con la correspondiente orden judicial, se realizó el registro de su domicilio localizando en su interior otras prendas que llevaba en el momento del robo y de las cuales no se había desprendido. También se localizó el arma blanca con la que intimidó al dueño del local. Se trata de una navaja de grandes dimensiones con un filo de 18 centímetros. También se pudo recuperar parte del dinero sustraído.

La Policía ha indicado que llama la atención las numerosas medidas de seguridad que tomó el atracador para evitar ser localizado: se deshizo de algunas prendas a los pocos metros, se tapaba la cabeza con gorra y buf, llevaba guantes para evitar dejar huellas y posteriormente trató de cambiar su aspecto para no ser reconocido.

Consulta aquí más noticias de Navarra.