Desde diciembre de 2015, la plataforma ha firmado siete escrituras de compraventa de parcelas por un total de 130.060 metros cuadrados y que aún alberga mejores expectativas en cuanto a implantación o crecimiento de empresas allí instaladas, para lo que se han reservado otros 55.000 metros cuadrados.

En la Plataforma Logística de Fraga hay 200 personas empleadas en las siete empresas ubicadas, cinco de ellas nuevas, entre las que se encuentran Pa de Mel, Envases Grau, Grupo Sirvex, ASN Alternative Swine Nutrition, inaugurada hace pocos meses, y ya se ha reservado superficie para la instalación de otras nuevas, lo que podría hacer que en poco tiempo haya nueve empresas.

Las empresas compradoras pertenecen a diversos sectores como la industria agroalimentaria, textil, logística y fabricación de embalajes y su interés por instalarse en dicha plataforma se debe a su gran potencial por su ubicación, la calidad en su urbanización y dotación de servicios, junto a unas comunicaciones de primer orden.

En 2017 ha seguido la buena dinámica de la Plataforma con operaciones comerciales que están fructificando gracias al refuerzo de la estrategia comercial de la Plataforma, que ofrece productos adaptados a las necesidades de las empresas y a precios competitivos.

A juicio del presidente de Aragón esto es posible por una estrategia única que ha emprendido el Gobierno aragonés desde el comienzo de la legislatura, consciente del potencial de la Comunidad y de la necesidad de diseñar una planificación integral que contemple todo Aragón como "una gran plataforma logística y no como reinos de taifas", razón por la que se constituyó la marca única Aragón, Plataforma Logística, un soporte que reúne las ofertas complementarias de todas las plataformas de la comunidad, gestionadas ya de forma única y con un mismo objetivo: multiplicar nuestra capacidad logística, favorecer la internacionalización de los productos generados por nuestras empresas y aumentar con ello su competitividad.

Lambán ha recordado que la logística representa más del 5,5 por ciento del PIB en Aragón, y atrae inversiones privadas de más de 3.000 millones de euros. La región cuenta con aproximadamente 1.700 hectáreas brutas dedicadas a plataformas y centros logísticos impulsadas por el Gobierno, donde ya se han vendido más de 524.000 metros cuadrados (524 hectáreas). En cuatro plataformas hay instaladas 387 empresas y unos 1650 trabajadores. A estas se suma la TMZ.

El presidente de Aragón ha destacado la pujanza de algunas de las empresas recientemente instaladas: "Tenemos ante nosotros un proyecto de Comunidad, de país, que requiere la implicación de todos los agentes económicos e institucionales. Por ello, la iniciativa privada debe ser el motor y el Gobierno de Aragón, la palanca de impulso y el coordinador de todas las plataformas desde las que relanzar la logística pero también de otros sectores estratégicos para la economía aragonesa, como es la agroalimentación".

8.000 HECTÁREAS DE NUEVOS REGADÍOS

Javier Lambán ha mantenido también un encuentro con los regantes de la zona, un segmento fundamental del desarrollo económico desde el sector primario, con gran proyección en la localidad fragatina, que tiene pendiente de ejecución dos proyectos de nuevos regadíos para 8.000 hectáreas de las que se beneficiarán cerca de 600 agricultores.

Una vez que el Gobierno de Aragón ha desatascado normativa y financieramente la puesta en marcha de varios regadíos de interés nacional en esta zona, el presidente ha escuchado las quejas de los regantes y ha pedido a la Confederación Hidrográfica del Ebro que no paralice más la modernización de regadíos que impulsa el ejecutivo y autorice la constitución de las comunidades de regantes, sobre la que tiene la competencia, que cuenta con el informe favorable del Gobierno de Aragón y que son necesarias para acceder a cuantiosas subvenciones con las que acometer las obras pendientes.

En la actualidad hay dos proyectos de creación de nuevos regadíos que afectan, parcialmente, al Término Municipal de Fraga. El primero de la Comunidad de Regantes del Sifón de Cardiel, en el marco de los regadíos pendientes de Monegros II, con 5.400 hectáreas, que se regarán con presión natural (sin coste energético). Proyecto que afecta a unos 300 agricultores de los TM de Fraga y Ballobar que llevan 32 años esperando el regadío.

El segundo la Comunidad de Regantes de Les Puntes, en el marco de los regadíos sociales, consistente en hasta 2.700 ha con una fuerte elevación de agua desde el embalse de Mequinenza. Por las características de fuerte elevación y el consiguiente coste energético, es un regadío planteado para riego a goteo de frutales, almendro, y olivo. Proyecto que afecta a los TM de Fraga y Torrente de Cinca. En esta legislatura se ha desbloqueado la Declaración de Impacto Ambiental del proyecto, se han iniciado los trabajos de concentración parcelaria y se ha establecido un nuevo marco de financiación para los proyectos de regadío de este tipo en Aragón.

Atendiendo a la parálisis inversora por parte del Estado en estas zonas de interés Nacional (Monegros II, Bardenas, Cinca, Civán), así como a todos los trabajos e inversiones realizadas, el Gobierno de Aragón ha establecido durante esta legislatura un nuevo marco normativo y de financiación y ejecución para finalizar los regadíos con inversiones ya iniciadas en estas zonas. Todo ello con el objetivo de rentabilizar las fuertes inversiones ya efectuadas, a través de la generación de empleo y economía en el medio rural.

Para llevar a cabo una fuerte inversión de 100 millones de euros, a la que la Comisión Europea ha dado el visto bueno, a través de subvenciones a comunidades de regantes, es necesaria la constitución de dichas figuras jurídicas.

Consulta aquí más noticias de Huesca.