Justicia
Una sala de vistas judiciales. PIXABAY

Un hombre de Baltimore (Maryland, EE UU), que provocó un trágico accidente al intentar huir de un control de tráfico, ha sido condenado a prisión y, además, a llevar encima una foto de la víctima mortal que dejó en aquel siniestro durante los próximos seis años.

La sentencia establece 18 meses de prisión, 5 años de libertad condicional y 500 horas de servicio comunitario para Johnathan Derek Simms, de 33 años, pero además de esta pena, el juez Ronald Silkworth incluyó una obligación inusual.

Simms deberá llevar allá donde vaya una foto tamaño cartera de Louise Donner, de 66 años, la víctima que murió en el choque frontal contra el vehículo del acusado.

El juez considera que esa imagen recordará a Simms el daño que sus acciones provocaron, a pesar de que este se reconoció culpable de homicidio no premeditado y asumió en su declaración la responsabilidad penal.

El acusado tenía un trastorno de personalidad paranoide

La defensa del acusado incluyó una evaluación psicológica que indicaba que Simms tenía "un trastorno de personalidad paranoide" y posiblemente tenía niveles "dramáticamente bajos de hierro" en el momento del accidente. "Esto explica que no quisiera parar ante la policía", a pesar de no llevar nada ilegal en el vehículo, según explicó su representante legal en declaraciones recogidas por Capital Gazette.

Al reconocer que su sentencia no satisfaría a todos, Silkworth dijo que casos como este pueden poner a prueba a un juez. "Mi trabajo es a menudo difícil", afirmó, "este caso muestra lo difícil que puede ser".