El instituto recuerda, a través de un comunicado, que Díaz Zamora tuvo "un recorrido y una repercusión fundamental en la historia del teatro valenciano contemporáneo".

Puso en escena en los años setenta la generación realista: Lauro Olmo, Rodríguez Méndez y Martín Recuerda. Además, fundó en 1978 de la Escuela Superior de Arte Dramático de València, de la que fue director, e impartió docencia a gran parte de los actores valencianos.

Asimismo, fue el primero director del Centro Dramático de la Generalitat Valenciana, primera unidad de producción y exhibición teatral pública del gobierno valenciano, y siguió con nuevos proyectos como el Taller de Ópera del Palau de les Arts.

El año 1999, el espectáculo 'La puta enamorada', que dirigió, fue el gran ganador de los premios de las Artes Escénicas de la Generalitat Valenciana, ya que fue galardonado en las categorías de mejor espectáculo, mejor dirección, mejor texto, mejor actriz y mejor actor.

El año 2002, en los premios de las Artes Escénicas de la Generalitat Valenciana, se le otorgó el Premio Pedro del Río a toda una carrera profesional.

Su último trabajo de producción pública fue en 2008 la dirección de 'Tres sombreros de copa', de Miguel Mihura en el Teatro Talia, un éxito de crítica y público que se repuso el año siguiente con la misma respuesta del público valenciano.

Antonio Díaz Zamora "ha sido sin duda una figura fundamental para teatro valenciano" y el Institut Valencià de Cultura quiere "mostrar el respeto por su tarea imprescindible y mantenerlo vivo en la memoria de todos los valencianos amantes de las artes escénicas", concluyen.

Consulta aquí más noticias de Valencia.