El secretario general de FeUSO, Ismael Alonso, en el Parlament
El secretario general de FeUSO, Ismael Alonso, en el Parlament PARLAMENT IB

En su comparecencia, USO -sindicato mayoritario en la concertada y profesores de religión en las Islas- ha defendido la necesidad de un pacto educativo "para dar estabilidad a la Educación en Baleares".

Alonso ha reivindicado la necesidad de "hacer realidad un sistema estable, no sometido a las decisiones derivadas de los cambios políticos y electorales", sino bajo la supervisión y consenso de expertos de la Administración y de la sociedad civil.

"Nuestra perspectiva histórica pone de manifiesto lo complicado que ha sido tradicionalmente en nuestro país pactar entre los diferentes sectores para acordar una estrategia educativa consensuada, válida, duradera y plenamente efectiva", ha manifestado USO en un comunicado.

Por ello, la organización sindical ha pedido "huir de una guerra de trincheras ideológicas que "lejos de valorar los puntos fuertes" de las reformas educativas "buscaban la portada de periódicos y hacer todo lo contrario al otro".

Así, USO se ha mostrado partidario de apostar por una estabilidad normativa "de amplia base parlamentaria y social que asegure el funcionamiento de la educación", exigiendo además una mayor dotación de recursos y una mejor gestión del sistema.

FINANCIACIÓN

En el ámbito de la financiación, Feuso Baleares ha planteado a los diputados que tengan en cuenta la aplicación de varios puntos: entre ellos, garantizar al menos un porcentaje del PIB destinado a educación equivalente a la media de la Unión Europea y que tienda progresivamente a la propuesta de la Unesco, que en el año 2015 es del 8 por ciento.

Para el sindicato sería "una dotación del presupuesto que favorezca una auténtica reforma educativa y que asegure la estabilidad del sistema educativo".

ESCOLARIZACIÓN Y DESCENSO DE RATIOS

Por otra parte, USO ha defendido la libertad de elección de centro por parte de las familias, "sin perjuicio de las dos redes complementarias y atendiendo a la voluntad de los padres y madres que con sus impuestos financian la Administración".

Por otro lado, reclama un descenso de ratios "para una atención de calidad que permita una incidencia personal con el alumno". "Un descenso igualitario, no propagandístico donde el objetivo es disminuir la capacidad de supervivencia del sector concertado al disminuir las ratios alumnos aula", han subrayado desde la organización sindical

Según USO, el planteamiento de ratios alumnos-profesor como la red pública", "pone en grave peligro la supervivencia de los centros de más de tres líneas concertados por falta de alumnado en las etapas de ESO, bachillerato y ciclos formativos.

DISTRIBUCIÓN EQUITATIVA DE ALUMNOS NUEVOS Y CON NECESIDADES ESPECIALES

Por otra parte, el sindicato ha pedido incluir en el pacto una distribución equitativa de los alumnos nuevos venidos y con necesidades educativas especiales, recordando que "debe ir acompañada de una distribución equitativa de los recursos humanos para atender al alumnado".

"Esto dará mayor estabilidad laboral de todo el personal de atención a la diversidad", consideran.

EDUCACIÓN RELIGIOSA

En cuanto a la educación religiosa, Feuso ha sostenido que la escuela "debe asegurar unos conocimientos religiosos generales", como "parte importante" de la cultura, "así como los valores inculcados, especialmente de la religión cristiana".

"CONSENSO LINGÜÍSTICO"

Feuso también ha pedido en el Parlament un "consenso lingüístico vivo dirigido a la consecución de un plurilingüismo".

En concreto, ha reclamado "un consenso que respete la realidad sociolingüística del entorno y asegure la eficacia pedagógica, teniendo en cuenta la realidad del alumno" y donde se fomente "la cultura propia desde el conocimiento y la vivencia de las tradiciones".

Para ello, han apuntado, sería necesario dotar de auxiliares de conversación procedentes de los países de la lengua que se enseña, y contemplar para éstos una mejora en la relación laboral.

ASEGURAR LOS CONCIERTOS

El sindicato también ha solicitado "huir de las confrontaciones ideológicas entre la red pública y privada concertada" y asegurar los conciertos en todas las etapas, incluido post obligatorias (bachillerato y ciclos formativos). "En nuestra sociedad, nacen de la demanda social y tienen demanda social", han argumentado.

"Pedimos que en el Pacto educativo se den condiciones reales para impulsar la participación de todos: familias, docentes, Administración y sociedad en general para establecer las bases de la nueva ley educativa", han concluido.