En un desayuno informativo organizado por la Cadena Ser de Cuenca, García-Page ha recordado que a lo largo de la historia "se han roto muchas naciones", pero las causas siempre han sido más intensas que la esgrimida por los separatistas catalanes, "bien desequilibrios étnicos, bien razones de ocupación previa o bien un verdadero agravio cultural".

"No critico a quien quiere la independencia, pero defender hoy la unidad de España no sólo es un problema de lealtad y coherencia. Lo que está detrás de la independencia tiene que ver con la piedra angular de una sociedad moderna, que es la cohesión", ha dicho García-Page.

En este punto, el líder autonómico ha vinculado la "tensión territorial" con la desigualdad social, algo que "va unido".

"Aquí ha vuelto a pasar. No es la primera vez. Lo que hay detrás de la independencia es el egoísmo puro y duro, y defender la unidad de España es defender la igualdad entre todos los españoles", ha insistido.

Consulta aquí más noticias de Cuenca.