En una nota, el presidente de Asaja Córdoba, Ignacio Fernández de Mesa, ha explicado que el sector del corcho en la provincia y la socioeconomía asociada al mismo "resultan de gran importancia para numerosos municipios en los que existen dehesas de alcornoques". Así, ha destacado que son muchos los agricultores y ganaderos titulares de monte alcornocal y de dehesas en las que existe el alcornoque, que históricamente vienen aprovechando el recurso del corcho.

De este modo, cada verano, cuando comienza el periodo habitual de descorche (entendiéndolo como el desprendimiento de la corteza suberosa del alcornoque), los titulares de estos montes tramitan las correspondientes autorizaciones para luego llevarlas a cabo ciñéndose a una serie de condiciones específicas que se les emite al respecto. Entre ellas, se habilita a los interesados un periodo comprendido entre el 1 de junio y el 1 de septiembre de cada año para llevar a cabo el aprovechamiento del corcho.

Sin embargo, Fernández de Mesa ha subrayado que "conforme pasan los años, estamos asistiendo a veranos cada vez más secos y calurosos, con primaveras más cortas que condicionan a los árboles a estar listos para ser aprovechados de forma óptima, antes del 1 de junio, sin que se ocasionen heridas ni desgarros en la extracción del corcho".

En este sentido, ha añadido el presidente de Asaja Córdoba, "estamos apreciando cómo cada año resultan menos frecuentes los descorches realizados en la segunda quincena de agosto, al ser habituales los daños causados a los árboles en las tareas de descorche".

Consulta aquí más noticias de Córdoba.