Hotel Ritz
La fachada del Hotel Ritz. HOTEL RITZ

El hotel Ritz cerrará sus puertas el próximo 28 de febrero para acometer unas obras valoradas en 99 millones de euros que reformarán el edificio por completo y se alargarán hasta finales de 2019.

Así lo ha señalado el grupo hotelero Mandarin Oriental, que adquirió el hotel en 2015, en un comunicado en el que ha destacado que la extensa reforma del edificio, dirigida por el arquitecto español Rafael de La-Hoz, mejorará las instalaciones y servicios del hotel, manteniendo su "carácter único" enmarcado en el estilo Belle Époque que lo caracteriza.

Además, paralelamente al trabajo exterior que llevará a cabo de La-Hoz, los diseñadores franceses Gilles y Boissier reformarán las estancias y el interior del hotel, centrándose en crear "un diseño sofisticado para las nuevas habitaciones del hotel, que enmarque un estilo residencial clásico pero contemporáneo para las 106 habitaciones y 47 suites".

Reforma interior

Dentro del inventario de las suites, según ha explicado el hotel, habrá varias especialmente exclusivas, como la lujosa Suite Real, que contará con 188 metros cuadrados y vistas al Museo del Prado.

Asimismo, el diseño de los espacios comunes, que también serán reformados, se centrará en la restauración de los elementos arquitectónicos interiores, e incorporará una serie de piezas artísticas de la colección del Ritz, que incluye candelabros de cristal, pinturas antiguas, frescos y esculturas.

Junto a todos estos trabajos, también se reinstalara la clásica cubierta de cristal en el centro del hotel con la que contaba el Ritz originalmente, que permitirá que la luz entre en el salón de la manera en que lo hacía cuando se inauguró la propiedad.

El restaurante principal del hotel también se trasladará a su espacio original, por lo que volverá a contar con acceso directo a la terraza ajardinada con la que cuenta el hotel.

A su vez, aprovechando las obras, se instalará un "dinámico bar, diseñado para convertirse en un lugar de encuentro tanto para los clientes locales como para los huéspedes".

Otras instalaciones que se incluirán con la reforma serán un gimnasio completo y una piscina cubierta, con una variedad de experiencias de spa, calor y agua. Además, todas las salas de reuniones del hotel serán restauradas.

"Tenemos la intención de hacer que la sociedad local esté aún más orgullosa de este establecimiento histórico cuando les demos de nuevo la bienvenida tras la reapertura", ha afirmado el director ejecutivo de Mandarin Oriental Hotel Group, James Riley.

Consulta aquí más noticias de Madrid.