Según consta en la descripción de los hechos, el hombre prendió fuego para la quema de matorral a lo largo de unos 80 metros al borde de un camino ganadero de servidumbre par su finca. El incendio fue detectado a las 00.35 horas del 28 de diciembre de 2015.

Tuvo que actuar personal de Bomberos del Servicio de Emergencias del Principado de Asturias (SEPA) y se dio por extinguido el día 29 de diciembre.

"Ha quedado acreditada la quema en una zona de monte, según la definición ya indicada regulada en la legislación autonómica, al quedar afectada una superficie de monte arbolado, que el acusado fue el autor de la quema y que actuó de forma intencionada para quemar matorral que invadía el pasto y así regenerar la zona, siendo el acusado el único ganadero que lleva su ganado a pastar en ese lugar y por tanto el único con interés en la quema", concluye el juez. La sentencia puede ser recurrida.

Consulta aquí más noticias de Asturias.