Miles de personas se han concentrado este domingo en la madrileña Plaza de Ópera con motivo del aniversario de la Marcha de las Mujeres, que reunió a millones de personas en todo el mundo un día después de que Donald Trump jurara su cargo, el 21 de enero de 2017.

En Barcelona, un número similar de manifestantes ha marchado desde la Plaza de la Virreina, en un evento apoyado por artistas de distintas vertientes unidos a favor de la igualdad. 

Marcha de Las Mujeres, Women's March ha contado con la presencia de activistas del movimiento feminista que portaban el eslogan Poder a las urnas, para concienciar y presionar a la población para que elija a candidatos que defiendan los derechos de las mujeres al frente de sus respectivos gobiernos.

El objetivo es llamar la atención sobre la violencia sexual y el derecho a denunciar

La representante del grupo Madrid Resistance ha señalado que esta concentración se enmarca dentro del Women's March Global, un movimiento con diferentes eventos en distintos países y ciudades cuyo objetivo es "llamar la atención sobre la violencia sexual, la violencia contra las mujeres, el derecho a denunciar", además de reivindicar "la equidad de género y los derechos civiles".

Victoria, una de las activistas que ha acudido a la concentración en la capital, ha asegurado que Trump está "echando atrás los logros de las mujeres, los migrantes, los refugiados y las personas de color". Una situación que, según Kimberly, solo puede cambiarse "luchando por los derechos de las mujeres".

Las activistas concentradas en la Plaza Isabel II han debatido cómo afrontar el año 2018 con el lema Look Back, March Forward -en español, Mirando hacia atrás, marchando hacia delante- de acuerdo a la convocatoria de Madrid Resistance en Facebook.

Movimiento en toda Europa

El centro de Londres ha visto marchar también a varios centenares de personas enarbolando, entre otros, el eslogan Time's Up (se acabó el tiempo), movimiento promovido desde Hollywood a raíz de las acusaciones por comportamientos sexuales inadecuados a varias estrellas del mundillo.  

En la acto de la capital británica, que comenzó en Richmond Terrace, frente a Downing Street -residencia y despacho oficial de la primera ministra británica, Theresa May-, los activistas denunciaron la brecha salarial existente entre ambos sexos y los casos de acoso y violencia sexual contra las mujeres.

Entre esos mensajes exhibidos por los manifestantes se leían algunos como "Los derechos de las mujeres son derechos humanos", "Ahora es el momento de plantarnos", "rechaza el odio" o "niégate a ser una víctima de alguien".

Otra de las ciudades volcadas en el movimiento ha sido Berlín, donde este domingo miles de manifestantes han levantado pancartas con lemas como "Hombres de calidad, no temáis la igualdad" o "Haced América amable de nuevo". En París, una pequeña multitud ha plantado sus pancartas frente a la Torre Eiffel, con eslóganes similares a los que proclamaron el sábado centenares de personas en Roma

Fuera de Europa y aparte de Estados Unidos, también se han registrado marchas en países como Argentina, Kenia, China, Canadá y Australia