De la Rosa
De la Rosa EUROPA PRESS

El secretario general de CCOO, Paco de la Rosa, ha negado que las negociaciones de cara a acordar la negociación colectiva con la Confederación Empresarial de Castilla-La Mancha (Cecam) no están rotas, si bien ha avisado de que no va a ser "cariñoso" con la patronal en el debate, ya que les exigirá tener "culo de hierro" para llegar a un acuerdo.

En la rueda de prensa previa al tradicional 'Cocido de la cuesta de enero' ofrecido por CCOO, De la Rosa se ha mostrado confiado en que este 2018 sea el año del "gesto definitivo" por parte de una patronal que "sigue intentando esconderse tras una realidad inventada cuando dice que no es el momento de recuperar salarios".

"La patronal tiene que firmar con agentes sociales un acuerdo para la recuperación de los más desfavorecidos. Un acuerdo de negociación colectiva que tiene que tener elementos claros y sencillos de entender a la hora de negociar", ha dicho De la Rosa, haciendo suyas las palabras del líder de su formación a nivel nacional, Unai Sordo, quien reclamaba una subida salarial de al menos un 3% en los últimos días.

Según ha dicho, la posición de CCOO será en todo caso "flexible", ya que en algunos sectores "hay que ser más ambiciosos" en cuanto a la subida salarial y en algunos habría que alcanzar al menos el 4% siempre que esté "perfectamente razonado".

En su opinión, no todos los sectores tienen el mismo nivel de crecimiento, y de eso "tiene que ser consciente la patronal".

En este punto, ha abundado en que no está roto en Castilla-La Mancha el acuerdo a tres bandas con UGT y Cecam, si bien ha pedido "intentar estirar ese acuerdo y llevarlo a sus últimas consecuencias".

"No vamos a ser cariñosos. Es imprescindible que los convenios den pasos cualitativos y cuantitativos. Seguimos a la cola en cuanto a crecimiento real y en nuestra región necesitamos un nuevo modelo productivo", ha afirmado.

LAS PALABRAS DE BÁÑEZ SOBRE PENSIONES "PRODUCEN GRIMA"

De la Rosa ha tenido palabras para referirse a la propuesta de la ministra de Trabajo, Fátima Báñez, de que los trabajadores sugirieran sus 25 mejores años de cotización para calcular las pensiones.

En su opinión, esas palabras "producen grima" porque "no tienen contenido real si no se lleva a la práctica". Por ello, le ha instado a que, si de verdad quiere abordar el asunto, convoque la Mesa del Pacto de Toledo para presentar "una propuesta concreta y planificada" tras reunirse con los agentes sociales.

"Los pensionistas, en muchos años de mandato del PP, se han dejado más de un 25% de poder adquisitivo. No hay que aplaudir un anuncio propagandístico de titular que la ministra ha pretendido hacer, vacío de contenido", ha afeado.

SALARIO MÍNIMO INTERPROFESIONAL Y PRECARIEDAD LABORAL

Sobre las dudas sobre si el pacto para incrementar el Salario Mínimo Interprofesional puede llevarse a cabo por las condiciones económicas a las que está vinculado, ha dicho que desde CCOO no reniegan de lo firmado.

"Quiero ser optimista, yo creo que se va a cumplir y en 2020 el SMI tendrá una cuantía de al menos 850 euros en 14 pagas", ha confiado.

Como críticas, ha tenido palabras para hablar de los "responsables de la precariedad", que para él es "una patronal empecinada en tener crecimiento económico basado en la explotación laboral".

"Y lo que es peor, en la precariedad hay una figura que se asienta peligrosamente, como son los falsos autónomos", ha alertado, indicando que la única posibilidad de revertir la tendencia es derogar la reforma laboral y elaborar otra en forma de nuevo Estatuto del Trabajador "donde se regule la contratación y no se descausalice la contratación temporal".

SE AFERRA A LA "ESTABILIDAD" DEL GOBIERNO

El líder sindical ha puesto el acento en que en Castilla-La Mancha por fin hay "estabilidad" en el Gobierno gracias a un pacto entre PSOE y Podemos que posibilita tanto un presupuesto como "un conjunto de políticas que en su mayoría tienen nombres atractivos".

Aún así, ha alertado de que pese al crecimiento económico experimentado en últimos ejercicios, esas políticas "han sido incapaces de hacer que haya una repercusión directa en la vida de la gente y en los salarios".

"A muchos ciudadanos se les ha hurtado ser ciudadanos de primera y están condenados a ser trabajadores pobres en el mejor de los casos. Ahora tiene que jugar un papel el diálogo social. Espero que recuperemos una parte", ha deseado.

Tras reconocer que el balance de esta primera legislatura "no es malo", sí que ha hecho un llamamiento para ser "más ambiciosos" en materia laboral en 2018, toda vez que "un tercio de la población está rozando la pobreza".

Consulta aquí más noticias de Toledo.