Seal
El cantante Seal. ARCHIVO

La actriz estadounidense Tracey Birdsall acusó este martes al cantante británico Seal de agredirla sexualmente en 2016, según una información publicada por el medio especializado en noticias de famosos TMZ. Un representante del músico dijo, a modo de respuesta, que su cliente rechaza estas afirmaciones en su contra.

"Seal niega rotundamente las recientes acusaciones hechas contra él por una exvecina por una supuesta conducta impropia hace más de un año. Seal pretende defenderse enérgicamente de estas falsas acusaciones", señaló el portavoz.

Fuentes del departamento del aguacil del condado de Los Ángeles afirmaron a TMZ que el pasado sábado recibieron un informe de agresión sexual y que lo están investigando.

Según el relato de la actriz Tracey Birdsall, Seal y ella eran amigos y vecinos en octubre de 2016 en Los Ángeles, cuando tuvo lugar la presunta agresión. La artista aseguró que estaba en la cocina de él cuando el músico se lanzó sobre ella de repente y la intentó besar. A continuación, Seal insinuó supuestamente que Birdsall estaba pidiendo eso por vestir un top y unos shorts. Entonces él, según la versión de Birdsall, le manoseó los pechos.

La intérprete, "en shock", le pidió que parara, se sentó en un sofá junto a Seal, quien de nuevo se burló de su vestimenta y volvió a manosearla. Birdsall concluyó su relato asegurando que poco después abandonó la casa del cantante, con quien no ha tenido contacto desde entonces.

Enfrentamiento con Oprah

Seal, de 54 años, comenzó su carrera musical en la década de los 90 gracias a discos como Seal 1991 y Seal 1994. El vocalista, que en 2012 se divorció de la modelo Heidi Klum, fue protagonista en los medios estadounidenses la pasada semana al criticar a la presentadora y estrella de los últimos Globos de Oro por su discurso Oprah Winfrey acerca de su relación con el productor Harvey Weinstein, envuelto en decenas de casos de agresión sexual.

Su alegato feminista fue uno de las más tajantes de la noche al dirigirse contra "los hombres poderosos y brutales" que han dominado el mundo durante mucho tiempo: "Su momento ha llegado. Se acabó el tiempo", dijo Winfrey. A pesar de que su discurso fue muy aplaudido en Estados Unidos, Seal arremetió en su perfil de Instagram contra ella por su presunta hipocresía al haber tenido relación con Weinstein y ahora erigirse como una activista contra las agresiones machistas.

"Cuando has sido parte del problema durante décadas y de repente todos piensan que eres la solución", decía una foto, compartida por Seal, en la que aparecían imágenes antiguas de Winfrey y Weinstein juntos. En un vídeo posterior, Seal destacó que siente un "enorme respeto" por Winfrey y que su publicación tenía como objetivo denunciar la hipocresía y el doble rasero de Hollywood.

Tras el escándalo en torno al productor Harvey Weinstein, acusado por decenas de casos de agresión sexual, Hollywood vive inmerso en una enorme polémica ante el goteo constante de nuevas revelaciones del mismo tipo que han salpicado a artistas como Kevin Spacey, Dustin Hoffman, James Franco, Brett Ratner, John Lasseter, Louis C.K., Bryan Singer o James Toback.