Así lo ha señalado en un comunicado después de que la UCCV haya elaborado un formulario para que los consumidores puedan reclamar a la compañía la devolución del importe que tengan que abonar por transportar en cabina su equipaje de mano a raíz de la aplicación de la nueva política por las que los pasajeros deberán abonar un coste de 5 euros para tener acceso al "embarque prioritario" y poder subir dos bultos a la cabina del avión.

"Estas acusaciones no tienen fundamento. Desde que anunciamos nuestra nueva política de equipajes, hemos recibido una respuesta positiva de nuestros clientes. Esta nueva política es justa, acelerará el embarque y eliminará el riesgo de retrasos causados porque haya demasiadas maletas a bordo", ha señalado la aerolínea.

Asimismo, Ryanair ha defendido que estas nuevas normas de equipaje "se centran en la reducción de tarifa y el incremento del tamaño permitido para el equipaje facturado, cambios que supondrán un coste de hasta 50 millones de euros anuales para Ryanair".

En esta línea, subraya que todos los clientes de Ryanair "pueden seguir trayendo dos bultos sin coste adicional, pero debido a la alta ocupación de nuestros vuelos (tasas de ocupación del 94%), no tenemos espacio para tantas maletas a bordo, y pedimos a los clientes sin Prioridad de Embarque que por favor bajen su bulto más voluminoso a bodega, completamente gratis, para eliminar retrasos y mejorar nuestra puntualidad, que es líder en el sector".

Consulta aquí más noticias de Valencia.