Flota gallega amarrada
Flota gallega amarrada EUROPA PRESS

La situación más complicada este martes se vive en la costa de las provincias de A Coruña y Lugo, mientras que en la de Pontevedra aún es posible parcialmente faenar. Este miércoles, sin embargo, se espera que las condiciones empeoren en todo el litoral.

En concreto, en A Coruña, permanece totalmente amarrada la flota de Camariñas, Cariño, Malpica o Rianxo, mientras que en Laxe salieron únicamente 10 barcos.

En A Pobra salió la flota que faena más cerca del puerto, dado que las condiciones al abrigo del litoral aún no son muy malas y en Cedeira trabajan los barcos de volanta más grandes. En Corcubión, por su parte, trabajan con normalidad la mayor parte de los buques.

En el caso de Lugo, la alerta en el mar también afecta a la flota, que está amarrada en Ribadeo y Celeiro. Sin embargo, las características de los barcos de Burela permiten que estén faenando.

Finalmente, la provincia de Pontevedra registra una mejor situación y trabajan con normalidad las cofradías de Bueu, Cambados, Cangas o Pontevedra, mientras que en Baiona salieron los percebeiros y parte de la flota, pero otra parte permanece amarrada.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.