Oliva ha realizado estas declaraciones después de mantener una reunión de trabajo con los responsables de las asociaciones mayoritarias del sector -Solidaridad del Taxi, Unión Sevillana del Taxi y Élite Taxi-, en la que asegura que se ha constatado el "importante malestar existente entre los taxistas ante el constante incumplimiento por parte del PSOE de los acuerdos alcanzados para modernizar este servicio público y adaptarlo a los nuevos tiempos".

En este marco, Oliva ha lamentado que 2018 será "otro año perdido" en lo referente a la puesta en marcha de la emisora pública del taxi, ya que la cuantía presupuestaria prevista por Espadas para este proyecto, "tan demandado por el gremio, sólo da para realizar los estudios previos a la implantación de la app, algo que, por otro lado, se lleva anunciando desde hace dos años, posponiéndose una vez más su ejecución a otro ejercicio".

Igualmente, la edil de Izquierda Unida ha reprochado a través de un comunicado al gobierno del PSOE su "falta de interés" por extender y facilitar el uso de este servicio público a las personas con movilidad reducida. Y es que, según subraya, a día de hoy, el Ayuntamiento "no sólo no ha abonado aún las subvenciones para los Eurotaxis correspondientes a 2017, sino que este año ha habilitado una dotación muy insuficiente para abordar este cometido, lo que demuestra, una vez más, que la accesibilidad universal no figura entre las prioridades de Espadas".

Desde IU se señala que los taxistas también se quejan de la "negativa" del PSOE a reducir la tasa que el colectivo ha de pagar por ocupación de las paradas -"pese a que en su día se comprometió a ello"-, así como de la "falta de medidas destinadas a combatir el intrusismo y la competencia desleal que, en muchas ocasiones, las empresas de vehículos de transporte concertado (VTC) practican con bastante impunidad" en la ciudad.

Por último, la concejala de IU ha mostrado su apoyo a la propuesta de reforzar el servicio que actualmente se presta desde el Instituto del Taxi mediante la creación de la figura de un director municipal que esté dedicado en exclusiva a coordinar las políticas relacionadas con el sector y a atender los diversos problemas e incidencias que surgen en el día a día.

Desde la federación de izquierdas acogen de buen grado esta iniciativa de las asociaciones del taxi y esperan que sea aceptada por el gobierno local porque, según Oliva, "contribuiría a mejorar un servicio público cuya gestión municipal deja mucho que desear en estos momentos".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.