Este informe preliminar únicamente determina la causa de la muerte, que fue el propio impacto frontal entre los dos vehículos, según han confirmado a Europa Press fuentes judiciales.

La titular del Juzgado de San Vicente, María Lucía Barrancos, procedió a la apertura de diligencias previas tras el accidente, resolvió autorizar el levamantamiento de los cadáveres y ordenó la práctica de las autopsias.

Tras la recepción de los informes preliminares, la jueza queda ahora a la espera de recibir un atestado más amplio con todos los detalles de la investigación de la Guardia Civil, y el informe completo de las autopsias, que tardan "un tiempo".

Una vez se disponga de todos estos informes, "lo previsible" es que el procedimiento penal termine en sobreseimiento, dado que "de haber conducta delictiva, el autor está fallecido", por lo que penalmente solo cabe el archivo.

El accidente ocurrió sobre las 21 horas del viernes en el punto kilómetrico 252,400 de la Autovía del Cantábrico (A-8), a la altura de Caviedes (Valdáliga).

Fue provocado por R.Q.A, un vecino de Los Corrales de Buelna de 48 años que circulaba en dirección contraria y que impactó frontalmente contra el coche en el que viajaban una joven pareja residente en su mismo municipio formada por A.C.G, de 24 años y su marido D.D.A, de 26. Los tres fallecieron en el choque.

El equipo de atestados de la Guardia Civil de Tráfico ha sido el encargado de realizar un informe del suceso para su remisión al juzgado.

Se han revisado las cámaras de tráfico del entorno donde ocurrió anoche el choque mortal para determinar en qué punto accedió el supuesto 'kamikaze' a la A-8.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.