El temporal de nieve provocó ayer graves problemas de circulación en todo Aragón. Las mayores retenciones se registraron por la mañana en la A-2, que estuvo cortada dos horas entre Calatayud y El Frasno, por dos accidentes y la nieve, que provocaron hasta 20 kilómetros de retenciones. En el Alto Aragón, en la Huesca-Barbastro (N-240) y en la Huesca-Sabiñánigo (Monrepós) también se produjeron largas retenciones de vehículos por la nieve, el hielo y pequeños accidentes.

En la provincia de Zaragoza, en la N-122, a la altura de Magallón, la circulación se vio condicionada durante todo el día por la nieve y la N-121 en La Almunia estuvo cerrada parte de la mañana.

En la provincia de Huesca fue necesario el uso de cadenas en casi todo el norte y hubo problemas también en el pre Pirineo. En la autovía Zaragoza-Huesca varios vehículos se salieron de la calzada. El Plan de Vialidad Invernal de la Diputación oscense permitió el acceso a 700 localidades.

Teruel fue la provincia más perjudicada por la meteorología. Toda la red de carreteras secundarias de Albarracín requiere cadenas, así como puntos de la zona de Gúdar y del Jiloca.

A última hora de la tarde de ayer se produjo un choque en cadena en la autovía A-23 Zaragoza-Teruel, a la altura de Cariñena, con varios heridos.

El Centro de Emergencias SOS-Aragón recibió 979 llamadas por nieve y hielo en las carreteras entre las 22 h del lunes y las 11 h de ayer. Para hoy se esperan cielos nubosos y algunas precipitaciones débiles. La cota de nieve subirá.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE ZARAGOZA