Seis carreteras, todas ellas en la red secundaria, permanecen cortadas a estas horas por encontrarse "intransitables" a la circulación por la nieve y el hielo en Burgos, León, Salamanca y Segovia y en otras 20 es obligatorio el uso de cadenas o neumáticos de invierno, según informa la Dirección General de Tráfico (DGT) a través de su página web.

Así, en Burgos, la circulación está interrumpida en el puerto de Manquillo en la BU-820; en León, está cortado Puerto Ventana, en la carretera LE-481 en Torrebarrio, y Puerto Vegarada de la LE-321, así como Puerto Fonte da Cova de la LE-126 a la altura de La Baña.

También permanecen "intransitables" por las nevadas la SG-112 a la altura de Riofrío de Riaza (Segovia) y la carretera local DSA-191 a la altura de Candelario (Salamanca).

Además, es obligatorio el uso de cadenas o neumáticos de invierno en 20 tramos de carreteras en Castilla y León. Las principales provincias afectadas por esta situación son León, con 11 vías en las que son necesarias; Ávila, con seis y Salamanca, Segovia y Zamora con una, todas ellas pertenecientes a la red secundaria.

Esta mañana, la delegada del Gobierno en Castilla y León, María José Salgueiro ha rebajado el nivel de emergencia al mejorar las previsiones meteorológicas. Así, se ha desactivado la fase de preemergencia en las provincias de Ávila, León, Palencia, Segovia y Zamora, desde las 12.00 horas y hasta nuevo aviso.

No obstante, se mantiene la activación de la fase de alerta para todas las provincias de la comunidad de Castilla y León por bajas temperaturas, según señala la Delegación a través de un comunicado remitido a Europa Press.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.