Según ha informado el Departamento vasco de Seguridad, la Ertzaintza ya investigaba al ahora detenido, el cual fue arrestado en 2016 por un delito contra la salud pública y también fue expedientado en 2017 por posesión de sustancias estupefacientes.

Fruto de una de las vigilancias, la pasada noche los ertzainas le interceptaron en una pista sin iluminación del barrio San Antón en la localidad de Ortuella. Los agentes intervinieron cuando el sospechoso se disponía a entregar un envoltorio con dos gramos de 'speed' a otro conductor, con el que previamente había quedado en dicho lugar.

A continuación, el dispositivo policial se desplazó hasta una vivienda de la localidad Valle de Trápaga, donde los ertzainas se incautaban de nuevas evidencias del delito. En el doble fondo de un armario y debajo de un colchón, el sospechoso ocultaba dos kilos de 'speed', distribuidos en un tupper y unas bolsas selladas, además de dos balanzas de precisión y otros elementos para manipular la sustancia.

El implicado era detenido por un presunto delito de tráfico de droga. Una vez finalizadas las diligencias policiales, el arrestado será puesto a disposición judicial.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.