Un vecino de Dodro (A Coruña) ha aceptado una condena de cinco años de prisión por un delito de pornografía infantil al declararse culpable de poseer y distribuir a través de Internet archivos de niños y niñas realizando prácticas sexuales.

El juicio ha tenido lugar en la mañana de este jueves en los juzgados de Santiago de Compostela. Las partes han llegado a un acuerdo de conformidad, por lo que los diez años de cárcel que reclamaba la Fiscalía han sido rebajados a cinco.

Así, el condenado, Jorge Fraguas, vecino de la localidad coruñesa de Dodro, continuará en prisión, donde se encuentra desde el pasado mes de marzo cuando fue detenido en el marco de un operativo contra la pornografía infantil a nivel internacional a través de la plataforma Gigatribe.

El hombre, con "ánimo lúbrico" y "en perjuicio de la indemnidad sexual de los menores" implicados, descargó, facilitó el acceso y compartió con terceros a lo largo de 2015 hasta 58 archivos de contenido pedófilo -55 vídeos y tres imágenes en movimiento-, todos ellos correspondientes con "prácticas sexuales" en las que están implicados menores "con edades notoriamente inferiores a los 16 años".

Además, el condenado se aprovechó de su condición de monitor de tiempo libre para, en los vestuarios, sacar fotos a niños de entre 10 y 12 años de edad, que aparecían en las imágenes en bañador e, incluso, desnudos.

Con anterioridad, este hombre ya había compartido unos 2.000 archivos con "prácticas aberrantes" utilizando una plataforma 'P2P'. Asimismo, en el marco de la operación, los agentes se incautaron de numerosos dispositivos de almacenamiento electrónicos en los que se encontraron miles de archivos en los que aparecen menores de 10 y seis años sometidos a abusos.

PENA REBAJADA A CINCO AÑOS

El Ministerio Público pedía siete y tres años de prisión por los delitos de corrupción de menores y otro contra la intimidad, respectivamente. Finalmente, en virtud a un acuerdo entre las partes, la pena ha sido rebajada a cinco.

Además, la Fiscalía ha solicitado una adición accesoria para proceder a la destrucción de todo el material intervenido, petición que ha sido aceptada por la defensa.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.