Secuelas de la bomba
El Ayuntamiento ha abierto una oficina de atención a los vecinos cuyas casas se han visto afectadas.(L. Tejido/Efe)
Operarios retiraron ayer los escombros dejados por las explosión de una bomba de tres kilos en los juzgados de Sestao en la madrugada del domingo. Por ahora se desconoce a cuánto ascienden los destrozos. El Ayuntamiento ha abierto una oficina de atención a los vecinos cuyas casas se han visto afectadas por la explosión. Ayer ya habían pasado 14 personas para pedir información.