Investigadores De La Universidad De Navarra Participan En El Desarrollo De Un Co
Investigadores De La Universidad De Navarra Participan En El Desarrollo De Un Co UNIVERSIDAD DE NAVARRA

Esta nueva red (V-Heart SN) está coordinada por la Universidad Politécnica de Valencia y formada por nueve universidades y centros de investigación: Universitat Politècnica de València, Universidad de Navarra, Universitat de València, Universitat Politècnica de Catalunya, Basque Center for Applied Mathematics, International Center For Numerical Methods in Engineering, Universitat Pompeu Fabra, Barcelona Supercomputing Center y Universidad de Zaragoza. Asimismo, la red cuenta con la colaboración de los principales hospitales y empresas de referencia nacional.

Sus integrantes son expertos en electrofisiología, en biomecánica, en métodos numéricos y en computación de altas prestaciones, con el objetivo de "simular el funcionamiento del corazón en las computadoras y anticipar los resultados de los distintos tratamientos", ha explicado la Universidad de Navarr.

Tal y como explica el profesor del departamento de Física y Matemática Aplicada de la Universidad de Navarra, e integrante de este equipo, Jean Bragard, "esta red pretende promover la investigación en medicina traslacional -desde la ciencia básica a los avances en los tratamientos personalizados-, e integrar las herramientas de la medicina traslacional y la medicina personalizada, condición esencial para mantener un servicio de salud de primer nivel en España".

Asimismo, participan en la red Javier Díez, director del Programa de Enfermedades Cardiovasculares del Centro de Investigación Médica Aplicada (CIMA) de la Universidad de Navarra, y Ignacio G. Bolao, director del Departamento de Cardiología y Cirugía Cardíaca de la Clínica Universidad de Navarra.

UN MODELO PARA COMPRENDER MEJOR LAS DOLENCIAS CARDÍACAS

Desde la Universidad Politécnica de Valencia se añade además que el desarrollo de este modelo computacional del corazón "ayudará a entender mejor, por ejemplo, los mecanismos que generan y mantienen las arritmias cardiacas; permitirá la aplicación de terapias -como la ablación, la resincronización cardiaca, la desfibrilación o la colocación de un marcapasos-; y predecir la eficiencia de los fármacos y su cariotoxicidad".

Estos modelos de corazón virtual "se podrán utilizar en la clínica diaria, mediante el desarrollo de herramientas adaptadas al usuario final y al profesional médico".

La Red Española de Investigación en Modelización Computacional Cardiaca trabajará, además, para "buscar soluciones a nuevos retos en la investigación clínica en el área cardiovascular y para situarse como referencia, tanto nacional como internacional, en la modelización cardiaca".

Consulta aquí más noticias de Navarra.