Francisco Molina y María de los Ángeles Aguilera
Francisco Molina y María de los Ángeles Aguilera EUROPA PRESS/GANEMOS

En una nota, la agrupación de electores ha manifestado que "está comprobado que el sacrificio no es la solución, porque al final los lugares vuelven a ser ocupados por otros gatos por el llamado 'efecto vacío', donde colonias cercanas ocupan de nuevo el territorio al haber allí recursos disponibles".

La organización ha incidido en que "los métodos tradicionales hasta ahora empleados por imperativo legal no han logrado resolver los problemas de molestias, ni por tanto aminorar los riegos para la salud y seguridad de los vecinos colindantes". "Como organización que vela por el bienestar animal, es nuestra obligación estar receptivos a las alternativas que están más acordes a una sociedad que pide otras formas de actuar más éticas y respetuosas con los derechos de los animales", ha señalado el coportavoz de la formación, Paco Molina.

Así, consideran que "el método CES es una fórmula científica y avalada por la OMS, que permitirá controlar la población al mismo tiempo que cuidar las colonias de gatos asilvestrados de la ciudad, no percibirlos como una molestia y sí considerarlos como parte del paisaje urbano".

A su juicio, "este método ayudaría a paliar otro de los problemas frecuentes, como son los problemas de higiene, porque incluiría todo un plan de cuidados y control de la alimentación de estas colonias que contemple la nueva Ordenanza Municipal de Cuidado Animal", como por ejemplo "la figura de la persona cuidadora y sanciones a aquellas personas que las alimenten sin la correspondiente autorización municipal", ha apuntado, entre otros aspectos.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.