El Ayuntamiento de Estepona (Málaga) ha salido al paso de las críticas del PSOE sobre la relación del alcalde del municipio, José María García Urbano, con el prófugo de 'Malaya' Juan Hoffmann y un constructor asegurando que el regidor "no tiene ningún negocio privado", además de tachar de "mezquina" la actitud de los socialistas.

"Toda la gestión municipal desarrollada por el actual equipo de gobierno -del PP- ha cumplido y cumple con la legalidad, tal y como lo avalan los siete años de gobierno sin ningún reparo por parte de los tribunales", han precisado desde el Consistorio en un comunicado.

Así, han asegurado que el regidor "todas las funciones que desempeña son para la Administración pública" y han recordado que así se refleja en su declaración de bienes, "que se ha hecho pública en el Congreso de los Diputados y que se encuentra en la Secretaria del Ayuntamiento".

"Las mentiras del PSOE no tienen ningún efecto en la intachable trayectoria profesional y de gestión pública demostradas por el alcalde", han sostenido desde el Ayuntamiento de Estepona. Además, han recordado que "todo lo contrario" sucedió cuando el PSOE gobernó el municipio, entre 2003 y 2011, "y que concluyó con un alcalde socialista en la cárcel y con el actual secretario general del PSOE, David Valadez, imputado por varios delitos".

También ha lamentado que los socialistas intenten "sembrar sospechas en relación con la empresa Bonifacio Solís", incidiendo en que precisamente el PSOE adjudicó 12,3 millones de euros a dicha empresa durante su gestión al frente del Ayuntamiento, mediante las obras de construcción del instituto del Carmen en 2010; la ejecución de una explanada en el puerto pesquero; el plan de renovación de infraestructuras del casco urbano en 2009; el aparcamiento subterráneo de El Calvario en 2008, o el de La Viña en 2007, entre otras.

"EL ALCALDE NO PARTICIPA EN MESAS DE CONTRATACIÓN"

"Todas las adjudicaciones realizadas por el actual equipo de gobierno se han efectuado con transparencia, acceso público, con el estricto cumplimiento de la legalidad, y a propuesta de los funcionarios y técnicos municipales, sin que ninguna de ellas haya tenido ningún reparo ni haya sido denunciada ante los tribunales por los socialistas ni por ningún otro particular", han sostenido.

El alcalde, además, han recordado que "por decisión propia nunca forma parte de las mesas de contratación", acusando a los socialistas de "irresponsabilidad y falta de respeto al equipo de gobierno y también al personal funcionario que desempeña con rigor su trabajo en los citados departamentos de Contratación".

Por último, han recordado que el equipo de gobierno realiza de forma preferencial las adjudicaciones de contratos a través de subasta pública "de forma que no se aplican criterios subjetivos ya que la adjudicación se realiza con el único criterio objetivo a la propuesta que oferta un menor coste económico para el Ayuntamiento".

Como ejemplo han enumerado la adjudicación de varios contratos de gestión de servicios municipales para los próximos cuatro años, por un importe de 66 millones de euros.

Consulta aquí más noticias de Málaga.