Isabel García Tejerina en la sesión de control al Gobierno en el Congreso
Isabel García Tejerina en la sesión de control al Gobierno en el Congreso EUROPA PRESS

Además, mantendrán también un encuentro con el subsector del plátano europeo, todo ello en la sede de Presidencia del Gobierno en Tenerife, ha detallado este miércoles en rueda de prensa el consejero de Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas del Gobierno de Canarias, Narvay Quintero.

La ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente del Gobierno de España, Isabel García Tejerina, el ministro de Agricultura y Alimentación del Gobierno francés, Stéphane Travert, y el Ministro de Agricultura, Bosques y Desarrollo Rural del Ejecutivo portugués, Luís Capoulas, estarán acompañados por el presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo, y el propio Quintero, quienes participarán en los diferentes encuentros que se producirán en la mañana del lunes.

El objetivo es debatir sobre la postura de los tres países respecto a la Política Agraria Común más allá de 2020, y Canarias persigue que la reforma de la PAC no suponga una merma en el 'statu quo' que mantiene el archipiélago en virtud de sus singularidades como región ultraperiférica.

INCERTIDUMBRE EN EL SECTOR AGRÍCOLA

"Se está empezando a tramitar diferentes políticas que Europa tiene que atender, como el Brexit, los flujos migratorios, las relaciones comerciales con terceros países", ha explicado Narvay Quintero, "y se ha generado una incertidumbre respecto al sector agrícola que queremos disipar con este tipo de encuentros".

En su opinión, "es fundamental mantener las políticas de ayuda a la producción, el Posei y apartado del resto de la PAC para garantizar su mantenimiento y vamos incluso a solicitar un aumento de su ficha financiera porque cada acuerdo con terceros países afecta a las regiones ultraperiféricas que Europa debe defender".

Las principales demandas de las islas en este sentido tienen que ver con el mantenimiento de un régimen específico para estas regiones y la apuesta por modelos de producción y distribución que prioricen el respeto el equilibrio medio ambiental y que faciliten la cercanía entre productor y consumidor.

Respecto al programa Posei, el objetivo es su mantenimiento e, incluso, su aumento, dado que la dotación actual no es suficiente.

Además se pretende ampliar las posibilidades para aplicar programas de promoción con apoyo comunitario a los productos agrarios, tanto en origen como en destino.

Sobre la línea de apoyo al desarrollo rural, el objetivo es asegurar una adecuada financiación y en relación a la apertura de los mercados y los acuerdos con terceros países y se pide, además, la realización de un estudio de impacto sobre los efectos en las RUP de la apertura comercial de Europa.

BAJADA DE ARANCELES PARA LA BANANA

Asimismo, se solicita que sea tenida en cuenta las singularidades de estas regiones en cualquier tratado comercial con países externos a la Unión Europea, y exigir a las producciones de estos países los mismos requisitos que los exigidos a la producción europea, con especial hincapié en el ámbito de la producción ecológica, el uso de fitosanitarios y las condiciones de renta y salario de los agricultores de aquellos países.

Respecto al futuro del plátano, la reunión que se celebrará el lunes reunirá a la Asociación Europea de Productores de Plátano y Banana (APEB) con los responsables políticos de los tres países con el objetivo de poner sobre la mesa los principales retos a los que se enfrentan debido, por un lado, al descenso de aranceles a favor de la banana de terceros países, las negociaciones presupuestarias después de 2020 y la no aplicación de criterios de equivalencia respecto a terceros países sobre el uso de fitosanitarios.

Todo ello hace necesario, según el Ejecutivo, recuperar un grupo de trabajo intergubernamental y con participación del sector para hacer seguimiento del comportamiento de los mercados y trabajar de forma conjunta ante la Unión Europea.