Imagen de los huertos de ocio de Logroño
Imagen de los huertos de ocio de Logroño EUROPA PRESS

Así lo ha apuntado este martes la concejal de Cambia Marina Blanco, en una rueda de prensa en la que ha dado cuenta de la moción que van a presentar al pleno de este jueves 11, en la que reclaman la adhesión del Consistorio al Pacto Estatal por la Soberanía Alimentaria, la Educación Ambiental y la Sostenibilidad del Territorio.

Como ha explicado el asistente técnico de la formación, Andrés Barrio, con este Pacto se trata de hacer "que los territorios agrarios sean protegidos, para que tengan el uso agrícola para el que fueron concebidos", haciendo especial referencia, como dice el texto de la moción, a los Territorios Agrarios Históricos (TAH).

Además, se intenta dar un uso sostenible a estos espacios, "como elementos articuladores del territorio", buscando "un cambio en el modelo productivo, que, por ejemplo, en el caso de La Rioja conduce al monocultivo del viñedo por las bodegas", lo que, a su juicio, "conduce a la despoblación".

Frente a esta situación, una producción sostenible "con producción en zonas rurales y que se consuma en circuitos cercanos, en las zonas urbanas más próximas", puede conseguir dos efectos, como ha señalado Barrio: por un lado, fomentar el empleo, "porque, mientras se está dando descenso en la población activa, no se puede desdeñar el sector agrícola"; y la lucha contra el cambio climático.

Blanco, por su parte, ha recordado que "esta forma de repensar la agricultura no es nueva", y ha señalado, como ejemplo, una moción que, en el Ayuntamiento de Logroño, presentó el PSOE en el año 2016 para recuperar la vida agraria, "pero no se ha hecho nada para su cumplimiento".

"Se está perdiendo una gran oportunidad para Logroño", ha lamentado la edil de Cambia, quien, por contra, ha reclamado "impulsar la protección del suelo agrícola, que no pueda ser recalificado" y ha apuntado que "ahora que se habla del PGM, debería tenerse en cuenta esta protección del suelo agrícola en la ciudad", especialmente las huertas de Varea y de El Cortijo, "que hay que proteger ante su degradación".

Ha incidido en la idea de facilitar circuitos "cortos" de comercialización para los productos agrícolas locales, y, en este sentido, ha señalado que "los agricultores de Logroño tienen que poder vender en Logroño", con una oportunidad como la remodelación del Mercado de San Blas, "que puede ceder espacios a pequeños agricultores y cooperativas locales".

Consulta aquí más noticias de La Rioja.