Coche de la Policía Nacional
Coche de la Policía Nacional ARCHIVO

Los detenidos ofertaban a través de una conocida web supuestos préstamos personales para, una vez contactados por parte de las víctimas, solicitar un ingreso de entre 100 y 200 euros, bien mediante giro postal o recargas en tarjetas bancarias a su nombre, en concepto de gastos de formalización.

De igual modo se solicitaba a la víctima copia de su documento de identidad, el cual supuestamente utilizaban en posteriores operaciones para identificarse suplantando la identidad de esta, a fin de hacerla pasar por el teórico prestamista y por tanto presunta autora de los hechos.

Desde el año 2014 al 2017 recibieron un total de 267 ingresos por importe total de 38.324 euros, por lo que convirtieron esta forma de operar en su modo de vida. En total, resultaron perjudicadas más de 200 personas en todo el territorio nacional.

Consulta aquí más noticias de Castellón.