Los médicos de la prisión de Villabona (Asturias) dieron por fallecido a un preso al que encontraron en su celda inconsciente y sin constantes vitales. El hombre había sufrido una indisposición la noche anterior.

La comisión judicial también certificó su defunción, pero tras ser trasladado en una bolsa cerrada al depósito del Instituto de Medicina Legal dio señales de vida, según publica el diario El Comercio.

Los servicios funerarios que trasladaron al preso no notaron que estaba con vida, fue el propio personal del Anatómico los que lo descubrieron al ir a comenzar el trabajo de la autopsia. El hombre fue conducido al Hospital Central de Asturias, donde está ingresado y bajo vigilancia de la Guardia Civil.

Consulta aquí más noticias de Asturias.