Así lo ha confirmado a Europa Press el alcalde de la localidad, Fernando Fernández, que ha precisado que el funeral se ha oficiado en la tarde de este domingo, y que ha ocurrido sin incidentes y según lo previsto. Además, ha expresado el deseo del municipio de "pasar página" tras lo vivido estos últimos días al hilo de dicha pelea.

Por otra parte, el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Coín, en funciones de guardia, decretó este sábado el ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza de dos detenidos por la reyerta.

Así lo aseguraron fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), quienes apuntaron que la calificación provisional de los hechos por los que se les investiga es de homicidio.

La Guardia Civil, que se hizo cargo de la investigación, detuvo a tres individuos como presuntos autores de la muerte de los dos hombres. De estos, uno quedó el sábado a disposición de la Fiscalía de Menores y otros dos pasaron a disposición del juzgado, que decretó su ingreso en prisión.

Además, los agentes tomaron declaración a otros dos en calidad de investigados y continúan con las pesquisas, por lo que no se descartan nuevas detenciones.

Los hechos sucedieron sobre las 17,00 horas del pasado día 4. El Sistema de Emergencias 112 Andalucía comenzó en ese momento a recibir numerosas llamadas por un altercado con navajas y palos en la barriada de la Fuensanta de dicha localidad.

Como resultado, dos hombres, con vínculos familiares, resultaron muertos y otros dos heridos de arma blanca, los cuales fueron trasladados a hospitales de Málaga, donde siguen ingresados y evolucionan favorablemente de las heridas.

El instituto armado puso en marcha y coordinó un dispositivo de seguridad para evitar más altercados, para esclarecer los hechos y para detener a los presuntos autores.

El delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, aseguró este sábado que ese dispositivo de la Guardia Civil establecido a raíz de la pelea "se va a mantener hasta que sea necesario y se considere que se garantiza la seguridad para todos".

Además, Sanz destacó la "rápida y eficaz reacción" de la Guardia Civil en este caso "tanto en tomar el control y garantizar la seguridad como con las detenciones".

Asimismo, incidió en que "estamos ante un hecho puntual de enfrentamiento entre dos familias y no debe de empeñar la convivencia normal de una ciudad acostumbrada a vivir con tranquilidad".

Consulta aquí más noticias de Málaga.