Palacio de Justicia de La Rioja exterior
Palacio de Justicia de La Rioja exterior EUROPA PRESS

El fiscal pide una pena total de 45 años de prisión a seis personas (7 años y medio a cada uno) por un delito de falsificación de tarjetas de crédito mediante organización y otro continuado de estafa, al clonar tarjetas que utilizaron, sobre todo, en establecimientos comerciales de Logroño y Pamplona.

El juicio, al que ha tenido acceso Europa Press, se desarrollará este lunes, 8 de enero, a las 10,00 horas, en la Audiencia Provincial de La Rioja. En concreto, las personas juzgadas son OE.G.M., de 33 años, natural de Colombia; CA.H.M., de 28 años, también colombiano; E.L.J., de 44 años, de Pamplona, y con antecedentes por tráfico de drogas; JA.F.L., de 43 años, nacido en Venezuela; D.V.M, de 33 años, natural de Colombia; y FJ.G.G, de 33 años y también colombiano.

Según los hechos, dos de los acusados -que tenía conocimientos para ello- se pusieron de acuerdo con los otros cuatro para organizarse en la confección de tarjetas de crédito clonando o copiando los datos de contenidos en la banda magnética de tarjetas de crédito legitimas por el método conocido como 'skimming' -consistente en confección de tarjetas de crédito a partir de la grabación de los datos contenidos en la banda magnética de una tarjeta legitima en otra tarjeta-.

Una vez clonada buscaban la adquisición en establecimientos comerciales bienes principalmente informáticos y electrónicos

de elevado importe, o querían usarlas como medio de pago, "cargándose el importe en la cuenta a la que correspondía la tarjeta a de la que se le ha copiado los datos de

la banda magnética".

El escrito señala que las tarjetas legítimas de cuyos datos obtenían los datos de la banda magnética pertenecían todas a entidades bancarias extranjeras de Arabia Saudí, USA, Argentina, India, Portugal y Australia.

El escrito del Fiscal recoge que el 17 de enero de 2011, cinco de los acusados, de forma alterna, intentaron realizar, y en algún caso lograron comprar diversos aparatos de televisión y ordenadores en algún establecimiento comercial de Logroño. Dos días antes, habían realizado compras o intento de ellas en tiendas de Pamplona.

El importe total de las compras intentadas realizadas con las tarjetas clonadas entre el días 15 y 17 de enero de 2011 ascendió

a 27.480 euros, de los cuales 11.343 euros fueron autorizados. Además, hasta abril, cuando detuvieron a dos de los acusados, todos ellos habían intentado y conseguido realizar compras en varias tiendas e incluso pagado en algún hotel.

Por estos hechos, el fiscal les pide seis años de prisión a cada uno de los seis detenidos por un delito de falsificación de tarjetas de crédito mediante organización, y otro año y medio a cada uno por un delito de estafa. Además, por vía de responsabilidad civil, deberán indemnizar a varios establecimientos comerciales y a servicios de medio de pago, por la cantidad que se establezca.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.