Así, en un comunicado, el sindicato ha exigido a los empresarios "que se sienten a negociar los de convenios colectivos pendientes para aumentar los salarios de manera significativa y recupera los derechos perdidos durante la larga y grave crisis".

Según los datos hechos públicos por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social, en 2017 termina con un total de 63.369 parados registrados en Baleares y respecto al mes de noviembre el desempleo baja un -0,96% (-612).

Por otro lado, el sindicato lamenta que "se confirma que las mejoras de los últimos años están una vez más ligadas a la precariedad". Según los datos publicados hoy, en las Islas se han registrado en el último mes un total de 24.632 contratos de los que tan sólo un 14,2% son indefinidos.

Con todo, CCOO valora positivamente la reducción del número de trabajadores en situación de desempleo y el aumento en las afiliaciones a la Seguridad Social, que se deben, según han indicado, a las contrataciones que se producen durante las campañas de Navidad y de Rebajas.

"Con estos datos observamos que seguimos en la línea del empleo estacional y de campañas, dependiente en este caso del sector del comercio, que no da estabilidad ni permite una proyección de futuro a los trabajadores y las trabajadoras", han censurado al respecto.

En este punto, desde el sindicato han considerado que el modelo económico, basado sólo en los sectores del comercio y la hostelería, "empieza a dar signos de agotamiento" en la recuperación del empleo y no puede absorber más trabajadores".

Por ello, desde CCOO proponen la doble diversificación de nuestro modelo productivo que posibilite tener un puesto de trabajo durante todo el año y con unos salarios "dignos" que contribuyan a "disminuir las desigualdades sociales que tanto han agravado durante la crisis".