Apicultores
Apicultores AULA BEE GARDEN

El objetivo de esta iniciativa, que comenzó el pasado mes de noviembre, "no es productivo, sino que consiste en divulgar los beneficios de criar diversos tipos de peces y plantas juntos de forma sostenible e investigar sobre este sistema integrado frente a los cultivos tradicionales", ha explicado a Europa Press uno de los responsables del Aula, José Gil.

Este biólogo, apicultor y técnico superior en Producción Acuícola ha resaltado la necesidad de "investigar sobre este sistema integrado frente a los cultivos tradicionales", pues es una iniciativa "que ya se está llevando a cabo en otros países como Australia, Estados Unidos u Holanda", ha asegurado.

De esta forma, ha destacado, pretenden demostrar, tanto él como la otra responsable del Aula, Eva María Gómez, que es química agrícola, apicultora ecológica y, además, cuenta con estudios de doctorado en Biología Marina y un master de Biología Agraria y Acuicultura, que "la acuaponía, cultivo innovador que combina la hidroponía con la acuicultura, es más productiva, es sostenible, ecológica, más eficiente en el consumo de energía y de recursos básicos, su producción es orgánica y no vierte residuos contaminantes al medio", ha resaltado Gil.

El primer martes de 2018 llegará a su fin este 'crowdfunding' basado en la ampliación del sistema acuapónico del Aula. En una anterior campaña "habíamos logrado un módulo", ha detallado el biólogo al tiempo que añadía que con este proyecto proponían tres módulos más valorados en 1.800 euros, es decir, 600 euros cada uno.

Aunque solo han conseguido, hasta el momento, 614 euros, "estamos pendientes de que se sigan sumando empresas para poder seguir realizando más módulos y que el sistema sea más demostrativo", ha explicado.

Por otra parte, este apicultor y responsable del Aula Apícola y Medioambiental Bee Garden de Málaga, ha establecido que "creemos necesario proteger el medio ambiente e investigar y difundir nuevas técnicas de producción sostenible, para ello necesitamos apoyo social y económico para poder ampliar este proyecto de sistema acuapónico divulgativo en el Aula".

Aunque con dicho sistema quieren que "tanto colegios, empresas o adultos interesados en un sistema sostenible puedan ver esta nueva fórmula", Gil ha apostillado que "va dirigido a todo el público en general que esté interesado en conocernos y aprender más sobre el medio ambiente, las plantas, los peces, la acuaponía, las abejas y su interrelación con el medio ambiente".

POLINIZADORES

Además, Gil ha expresado su voluntad por "explicar a los grupos de niños que está todo relacionado: las plantas que vamos a sembrar en el sistema van a servir de alimento a las abejas".

Así, "divulgaremos la importancia de cuidar a las abejas y al medio ambiente en general, pero específicamente a las abejas y otros polinizadores por el papel que tienen", ha asegurado.

En este sentido, ha incidido en que "además de sembrar plantas como la lechuga, vamos a sembrar plantas aromáticas como menta o albahaca que, cuando florezcan, van a servir de alimento para las abejas".

"Las abejas tienen un papel fundamental, pues son parte clave con la polinización de lo que se siembra en el huerto educativo del sistema acuapónico", ha establecido Gil.

Por ello, otra de las finalidades de este proyecto es "explicar a los niños la importancia de cuidar el medio ambiente y de que siembren plantas aromáticas para cuidar a las abejas debido a los problemas que tienen actualmente con los plaguicidas", ha informado.

En este sentido, el apicultor ha resaltado que "en este sistema no se puede aplicar ningún producto químico, porque afectaría también a los peces". Así, ha explicado que "promovemos un sistema totalmente sostenible y ecológico".

FORMAS DE APOYO

Desde Bee Garden Málaga, un aula medioambiental multidisciplinar con áreas temáticas sobre apicultura, agricultura, acuicultura y acuaponía, en declaraciones a Europa Press, han especificado que las aportaciones en el crowdfunding comienzan desde un mínimo de cinco euros. En el caso de las empresas, los patrocinios van desde los 100 euros a los 1.000 euros.

Pero, además, José Gil ha destacado que, aunque el 'crowdfunding' llevado a cabo finalice este 2 de enero, "seguiremos con una posibilidad de que cualquier empresa que esté interesada pueda seguir colaborando con nosotros".

Otra recompensa novedosa es la de ser "apicultor por un día", ha añadido, "que consiste en la visita a un colmenar cercano a nuestro Aula equipados con el traje de apicultor y conocer así las abejas de cerca".

De igual modo, "aquellos que compren nuestros productos como la miel, entre otros, en las ferias a las que acudimos, a través de nuestra tienda online -www.mieles.net/aula/, o en los puntos de venta que tenemos en Málaga, estarán apoyando al Aula de alguna forma".

De esta manera "podremos continuar divulgando la importancia del cuidado del medio ambiente", ha valorado el responsable del aula ubicada en el Cortijo La Píndola, un centro de empresas creativo y cultural de la entidad Promálaga, que pertenece al Ayuntamiento de la capital costasoleña.

Consulta aquí más noticias de Málaga.