Incendio en Huesca
Las labores de extinción se prolongaron desde las 09:30 hasta las 14:00 horas.(Pablo Otín / EFE) EFE

El incendio que se declaró a primeras horas de la mañana de hoy en las oficinas del INAEM en la avenida Pirineos de Huesca y que obligó a desalojar a los cerca de 400 vecinos de un doble bloque de viviendas contiguo fue dado por extinguido cinco horas después de declararse.

Según informaron fuentes del cuerpo de bomberos de Huesca, la localización de las llamas, que afectaron a los archivadores donde se guardaban los expedientes de papel del servicio, dificultó las labores de extinción, que se prolongaron desde las 09:30 hasta las 14:00 horas.

Dos horas después de darse por extinguido el fuego, los bomberos autorizaron a los vecinos del bloque desalojado a regresar a sus viviendas.

Labores de extinción

Los afectados fueron conminados por los bomberos a dejar sus casas una vez que el incendio declarado en la sede del INAEM, un inmueble de una única altura adosado a las viviendas, comenzó a provocar una intensa nube de humo que cubrió el bloque.

Una mujer recién operada permaneció en su vivienda junto a un asistente sanitario

Todos los vecinos desalojaron el edificio, un doble bloque de 14 alturas con 99 pisos, entre escenas de nervios y angustia, a excepción de una mujer recién operada que permaneció en su vivienda junto a un asistente sanitario que recomendó evitar su traslado si no era imprescindible.

El humo que penetró por las escaleras del edificio mientras se procedía a su desalojo fue sacado por los bomberos con la ayuda de aparatos extractores de aire.

Las labores de extinción, que obligó a los bomberos a romper los cristales de la fachada para verter agua sobre las llamas, fueron seguidas sobre el terreno por el alcalde de Huesca, Fernando Elboj, que reside en el bloque de viviendas afectado, y miembros de su equipo de Gobierno.

El fuego tuvo su origen en los trabajos de soldadura que se realizaban en el interior de las oficinas para desmontar un aparato de aire acondicionado ubicado en su interior. Al parecer, una chispa saltó sobre el techo de polyespam del inmueble y se extendió con rapidez debido al carácter altamente inflamable del material.

Según informó a los medios de comunicación el director provincial del INAEM, Esteban Sánchez, las llamas no afectarán a las prestaciones por desempleo al estar todos los datos archivados en registros informáticos, aunque obligará a volver a tramitar los expedientes recientemente abiertos.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE HUESCA