La Guardia Civil de Valladolid ha detenido a un hombre de 42 años por un delito contra la seguridad del tráfico y otro de quebrantamiento de condena.

El conductor, vecino de Zamora, circulaba en su vehículo por Medina de Rioseco bajo la influencia de bebidas alcohólicas, ya que arrojó una tasa de 1,03 mgs/l en las pruebas que lo realizaron, cuatro veces más d e lo permitido (0,25 mg/l).

El detenido, además, conducía sin carné puesto que sobre él pesa una condena de privación del permiso de conducción, debido a una infracción anterior.

La Guardia Civil instruye las correspondientes diligencias y ha puesto al detenido a disposición judicial.