Suelta de tortugas en la Cumbre de Bali
Un grupo de activistas liberan a cientos de tortugas marinas durante la Conferencia de las Naciones Unidas en Bali. (Made Nagi / EFE) Made Nagi / EFE

La UE ya está harta de la intransigencia de Estados Unidos. A través del ministro de Medio Ambiente alemán, Sigmar Gabriel, Bruselas amenazó el jueves con boicotear y no asistir a las próximas reuniones sobre el cambio climático. La primera perjudicada sería la de EEUU el próximo mes en Hawai, si Washington no acepta recortar las emisiones de gases contaminantes.

Por su parte, el ex vicepresidente de EE UU y Nobel de la Paz, Al Gore, acusó también a su país de ser el principal obstáculo al avance de las conversaciones de la Cumbre de Bali. Pero, vaticinó que Washington cambiará de postura tras las elecciones de 2008.

Así, la Cumbre de Bali, que finaliza el viernes, sigue sin alcanzar objetivos concretos.

¿Cuál es el fin de la Cumbre de Bali?
Establecer las bases de un acuerdo que se firmará en 2009 y que sustituirá al Protocolo de Kioto en 2013. Kioto se firmó en 1997 con el compromiso de reducir en el periodo 2008-2012 las emisiones contaminantes en un 5,2% respecto a 1990.

¿Qué obstáculos han surgido hasta ahora?
Se ha eliminado el objetivo de recortar antes del año 2020 las emisiones entre un 25% y un 40% en función a los niveles que había en 1990.

¿Cómo se ha situado EEUU?
Este país, junto a Japón y Canada, se ha mostrado reacio a adoptar una cifra de reducción de emisiones porque «prejuzga la negociación». Además, han anunciado que se reunirán junto a los más contaminantes en enero.

¿Y los países emergentes?
China e India han criticado el incumplimiento de Kioto de los más ricos. En concreto, de no transferir tecnología para luchar contra el calentamiento.

¿Sobre qué se ha alertado en la Cumbre?
Un informe de WWF Adena destaca que la deforestación podría dañar al 55% del Amazonas de aquí al 2030.