Pisos en venta
Una promoción de viviendas dispuesta para su venta. ARCHIVO

Muchos quieren comprar vivienda y no pueden; algunos quieren comprar un piso nuevo y no pueden. Apenas hay. Hasta el 75% de las personas que sólo buscan una vivienda usada para vivir lo hacen porque no encuentran excedente de obra nueva en la zona de su preferencia o porque el precio de ésta de demasiado elevado.

Según una encuesta de Idealista, un 34,3% de ellos ha dejado de buscar vivienda nueva porque no la encuentra en la zona en la que quiere vivir, mientras que el 41,3% considera que la vivienda usada es más barata. Por su parte, a un 7% le gusta vivir en "casas con historia" y un 8,7% no busca vivienda de obra nueva porque necesita rápidamente entrar a vivir.

La opción de compra sobre plano es la única en muchos casosEn el caso de que el precio fuera más asequible, hasta un 79% de los encuestados se decantaría por comprar una vivienda nueva, aunque hasta un 9% de ellos considera que compraría de cualquier forma con tal de que reúna las características que busca.

Teniendo en cuenta que la cifra de compra de viviendas nuevas sigue prácticamente en mínimos, con un 17% del total, y con menos de 42.000 unidades terminadas en los últimos 12 meses, según recoge Idealista, la opción de compra sobre plano "se torna como la única en muchos casos". Aun así, solo el 24,8% de los encuestados afirma que esperaría sin problema a que la casa estuviera construida, un porcentaje muy similar (24,7%) a los que consideran que no podrían esperar. El resto, un 42,7% podría esperar, pero no le parece la mejor opción.

Cataluña, donde más diferencia de precio hay

Los datos analizados por el portal inmobiliario, que también ha diferenciado por regiones, ponen en evidencia la diferencia entre las distintas comunidades autónomas en las preferencias de su búsqueda de vivienda. Mientras que en Extremadura hasta el 33% de los encuestados afirma que prefiere vivir en casas con historia, este porcentaje se reduce a cero en el caso de otras regiones como Navarra, La Rioja o Cantabria.

Igualmente, la comunidad donde más se evidencia la gran diferencia entre el precio de la vivienda de obra nueva y la usada es Cataluña, donde el 56% buscan ésta última debido a razones económicas. Por último, también destaca la falta de vivienda nueva en regiones como Extremadura, La Rioja y Castilla y León, donde hasta un 67%, 50% y 48%, respectivamente, no encuentra excedente nuevo en la zona en la que está interesado.