Cepa de vinos
Los agricultores reclaman más ayudas para el sector de la vid. Fernando Muñoz

Una veintena de agricultores quemaron ayer cepas de viñedos frente a la Delegación del Gobierno de Murcia, para protestar por la nueva reforma de la Organización de Mercado Común (OCM) del vino, que se aprobará el próximo 18 de diciembre.

Se quejan porque, como se apruebe la norma, la Región percibirá un 37% menos de ayudas europeas y se liberalizará el mercado del vino quedando el negocio entre las grandes empresas del vino, según Andrés García, secretario regional de la Organización de Agricultores y Ganaderos (COAG).

Además, los trabajadores de la Región que quieran cambiar de cultivo recibirán menos ayuda por hectárea que los países europeos, ya que la ayuda económica depende de la productividad. «Encima que aquí llueve menos y producimos menos, la hectárea se paga mucho más barata», explicó Juan López, viticultor de la Región.

Los manifestantes sirvieron a los vecinos de Murcia vino, pan y aceite gratis, para dar a conocer la situación que atraviesan. «Con las nuevas medidas muchos tendremos que abandonar las tierras si no queremos arruinarnos», explicó un viticultor de la Región.

Indemnizaciones por las heladas

Las indemnizaciones a los productores de uva de mesa asegurados en 2007 superaron los 1,8 millones de euros en Murcia, según la Agrupación Española de Entidades Aseguradoras de los Seguros Agrarios Combinados (Agroseguro). Agroseguro aseguró ayer que la lluvia, el viento, las heladas y el pedrisco registrados desde el pasado mes de marzo ocasionaron miles de declaraciones de siniestro. En Murcia, la superficie dañada es cercana a las 1.000 hectáreas que afectan a 1.642 parcelas aseguradas.

Pascual Azorín. «Protestamos porque la Organización del Mercado Común del vino no nos beneficia. La uva estaba a 35 pesetas hace 20 años y ahora está a 35. Los créditos y los seguros nos comen. Si no toman medidas, los pequeños agricultores desaparecerán».

Francisco Bernal. «Soy viticultor, por desgracia. No hacen caso a nuestras peticiones. Las uvas no nos las pagan a na. Además, quieren eliminar los derechos de plantaciones para 2013. Estamos desprotegidos desde que entramos en la UE».

Paqui García. «No se puede vivir del campo. La uva es demasiado barata. No tenemos ni idea de lo que nos dan en Bruselas. Tenemos muchos gastos porque las cepas consumen muchos recursos. No hay ayudas y la gente joven no quiere vivir de esto».