El coordinador general de Izquierda Unida de Asturias, Ramón Argüelles
El coordinador general de Izquierda Unida de Asturias, Ramón Argüelles EUROPA PRESS

En una rueda de prensa, el líder de IU ha indicado que el partido busca un acuerdo con la FSA que vaya más allá de los presupuestos del próximo ejercicio -el PSOE necesita pactar las cuentas al contar únicamente con 14 de los 45 diputados del parlamento asturiano-. En función de lo que conteste la FSA a la propuesta lanzada por IU, la coalición de izquierdas someterá a la militancia dicho documento junto con la aprobación de los presupuestos. No obstante, IU ha rechazado oponerse a unas cuentas en las que se ven "reflejados".

Argüelles ha celebrado que su partido haya logrado influir en el presupuesto "para que fuera más de izquierdas", y por ello ha reclamado "un compromiso" a la FSA. "Es la última oportunidad para llegar a un acuerdo de izquierdas", ha señalado.

"Queremos una garantía de que el Gobierno que va a seguir haga un giro verdadero y un impulso para que haya un gobierno de izquierdas", tras haber pactado los presupuestos con el PP y Ciudadanos en 2017. "Hay ciertos gestos que son importantes para nosotros", ha subrayado.

IU ha decidido proponer este acuerdo directamente a la FSA en lugar de reunirse con el Gobierno asturiano debido a que con el Principado se firmaron unos acuerdos "que no se han cumplido en su mayoría", en alusión al acuerdo de investidura firmado en 2015. Ahora que hay una nueva dirección en la FSA "que dice que quiere un gobierno de izquierdas", IU quiere "darles la oportunidad" y ver si están dispuestos a cumplir con este acuerdo.

Preguntado por el papel de Podemos en este escenario, el líder de IU ha lamentado que la formación liderada por Daniel Ripa en Asturias no haya querido unirse a IU para negociar las cuentas. "Yendo 14 a 14 hubiéramos arrancado muchísimo más a este presupuesto", ha lamentado, en alusión a los 14 diputados del PSOE y la suma de los 9 de Podemos con los 5 de IU. De haber sido así, ha dicho, podrían haber abordado una reforma fiscal para obtener más recursos y destinarlos a partidas sociales.

La propuesta de IU contempla el impulso de leyes sociales, una red de escuelas de 0 a 3 más amplia, rediseñar los planes locales de empleo y dar impulso a la oficialidad del asturiano.

Respecto a la primera de las peticiones, Argüelles plantea a la FSA que se apruebe en marzo la Ley de Emergencia Ciudadana, y tener lista para su aprobación en el primer cuatrimestre de 2018 la Ley de Garantía de los Derechos Vitales Básicos, para que "nadie se muera por no poder pagar la factura eléctrica". Esta ley, ha explicado, debe ir "más allá" y abarcar ámbitos como el educativo o el sanitario, de manera que todos los asturianos tengan "los mismos derechos" de educación o sanitarios.

Respecto a las escuelas infantiles, ha instado a la FSA a dar impulso a una red pública de titularidad autonómica en detrimento del actual modelo mixto en el que los Ayuntamientos contratan al profesorado y la Consejería a la dirección de los centros. Este modelo deberá incrementar las plazas y tender a la sensibilidad en las cuotas, llegando a ser gratuitas para la gente con menos recursos.

Sobre la relación con los Ayuntamientos en el marco de los planes locales de empleo, IU defiende la continuidad de dichos planes, aunque ha abogado por crear una mesa en la que estén Principado, Ayuntamientos y sindicatos para ver dónde está el problema por el que los Ayuntamientos están teniendo que devolver al Gobierno las ayudas recibidas en este concepto.

Por último, IU insta al los socialistas asturianos a pactar una hoja de ruta para avanzar en la oficialidad del asturiano. "No vamos a forzar la máquina", ha dicho, para que se produzca la oficialidad en esta legislatura "porque hay una voluntad manifiesta del PSOE de no hacerlo", pero sí consideran necesario avanzar para abordarla en la siguiente.

Consulta aquí más noticias de Asturias.