Según ha indicado el Ayuntamiento en una nota, este Plan Especial de Movilidad ha sido diseñado por la Delegación Municipal de Movilidad en colaboración con los comerciantes del casco histórico, estableciéndose dos itinerarios peatonales de acceso al casco histórico.

Así, uno de los itinerarios irá por la calle Rubio y Díaz, con salida por Sánchez Barcaiztegui, y que llega hasta la plaza de Candelaria, El Palillero o Montañés, mientras que el segundo va por la calle Beato Diego, con salida por Antonio López, pasando por San Pedro, Plaza de Mina o Cánovas del Castillo.

Con motivo de este plan temporal, que se prolongará hasta el 6 de enero, se van a peatonalizar las calles Cervantes, la plaza Gaspar del Pino, San Miguel, San Francisco Javier Olaza, la plaza de la Cruz Verde, la calle Cruz y un lateral de la plaza San Antonio. Todos estos nuevos itinerarios peatonales se sumarán a los ya existentes en la ciudad.

"Se generarán así corredores amables y seguros entre las plazas del centro para que los vecinos y las personas que vengan desde fuera a realizar las compras y/o actividades de ocio cuenten con vías amables para pasear por el casco histórico con tranquilidad", según apuntó el edil de Movilidad, Martín Vila, en la presentación del plan.

A estas vías van a tener acceso garantizado el taxi, así como residentes con garaje y vehículos de emergencia y de seguridad. También se va a reducir el horario de carga y descarga en el interior del casco histórico, hasta las 12 horas, y se aumentará en la circunvalación, hasta las 20 horas.

Otra de las iniciativas anunciadas es el refuerzo del servicio de autobuses urbanos durante la Navidad y Reyes. Así, desde el 18 de diciembre hasta el 12 de enero, los días laborales habrá un autobús más en turno de tarde de las líneas 1 y 5. Los domingos en los que los centros comerciales abran sus puertas también habrá un autobús más de las líneas 1 y 5 durante la mañana y también por la tarde.

Consulta aquí más noticias de Cádiz.