Gucci
Una tienda de Gucci en las calles de Roma. FLICKR

La policía fiscal italiana ha registrado las oficinas de la multinacional de la moda Gucci situadas en Milán y Florencia (norte) en el marco de una investigación por presunta elusión fiscal, informaron medios locales.

Gucci declaró en un comunicado "estar segura de la transparencia de sus operaciones" y manifestó su "plena colaboración con los órganos competentes" durante la investigación.

La firma de moda y del sector del lujo, que forma parte del grupo francés Kering, puede haber declarado en Suiza una parte de las ventas realizadas en Italia, lo que le habría generado un ahorro de 1.300 millones de euros (1.500 millones de dólares aproximadamente), según el diario La Stampa.

La investigación habría comenzado a raíz de la información brindada por un exempleado de Gucci que ocupaba un alto cargo dentro de la compañía.

Otras empresas investigadas

En 2013, Prada, otro de los símbolos italianos de la moda, fue obligada a pagar 470 millones de euros (575 millones de dólares) al fisco italiano, tras haber sido declarada culpable de elusión impositiva en un caso similar.

Desde entonces, reconocidas empresas del sector tecnológico, como Apple y Google, han sido multadas en Italia por irregularidades impositivas, y otras como Facebook y Amazon tienen investigaciones en curso por este mismo motivo.