El Ayuntamiento rehabilita el aljibe de La Pelusa, tras llegar a un acuerdo con propietarios de esa institución

  • El Ayuntamiento de Málaga ha finalizado las obras de rehabilitación del aljibe de La Pelusa, que se han podido desarrollar tras el convenio firmado por la empresa de abastecimiento de agua, Emasa, con la comunidad de propietarios dueña de esa infraestructura.
La Pelusa vallado perimetral
La Pelusa vallado perimetral
EUROPA PRESS/AYUNTAMIENTO

Según el citado acuerdo, Emasa asumirá el mantenimiento y explotación del aljibe, mientras que la comunidad de propietarios se ha hecho cargo del coste de las obras. La rehabilitación ha sido ejecutada por la empresa Sardesa, con un importe de 65.270 euros, tras salir a licitación pública con un importe inicial de 91.825 euros, según ha informado el Ayuntamiento a través de un comunicado.

El aljibe de La Pelusa está formado por un vaso cilíndrico totalmente enterrado de 9,35 metros de diámetro interior y de 3,42 metros de altura libre.

INTERVENCIÓN

La intervención ha consistido en la demolición y posterior reconstrucción del forjado del aljibe, cuyas armaduras se encontraban con un importante grado de corrosión, hasta el punto de haber producido desprendimientos del recubrimiento de la estructura de hormigón de este depósito.

El nuevo forjado está formado por una losa maciza de hormigón armado de 20 centímetros de espesor, que se apoya en una viga maestra sustentada a su vez sobre tres pilares, uno central y dos en los extremos, a modo de refuerzo del muro perimetral.

Además, se ha procedido al saneado, limpieza e impermeabilización interior y exterior del vaso del aljibe. Los trabajos de reparación también incluyeron la construcción de una caseta para albergar los cuadros eléctricos de la instalación y el montaje de nuevas tuberías de alimentación e impulsión del aljibe.

La empresa adjudicataria ha realizado también la instalación de un nuevo vallado formado por módulos de verja metálica, anclados a un muro de bloques de hormigón, que cierran los 30 metros lineales del perímetro. Por último, la actuación se ha completado con el montaje de dos bombas sumergibles de 7,5 kilowatios de potencia y un caudal de 250 litros por minuto para hacer llegar el agua potable a las viviendas desde la red de abastecimiento o desde el propio aljibe.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento