Veinte internos del Centro Penitenciario de Perogordo participan en el Proyecto Oxígeno, una iniciativa con la que se forman profesionalmente en los ámbitos de jardinería y trabajador forestal. El subdelegado del Gobierno, Juan Luis Gordo, remarcó que los cursos del Proyecto Oxígeno "tienen como fin último la reinserción laboral y social de los internos, una vez que salgan del centro, a través de la formación ocupacional".

Tienen como fin último la reinserción laboral y social de los internos

El proyecto nació en virtud de un convenio de colaboración suscrito entre la Fundación Biodiversidad y los organismos autónomos de Trabajo Penitenciario y Formación para el Empleo (de Instituciones Penitenciarias) y Parques Nacionales en 2006. En septiembre de este año se firmó otro acuerdo similar, que amplió el Proyecto Oxígeno a más centros penitenciarios (a seis en total), entre los que se encuentra el del Perogordo.

Un curso con vistas a una vida nueva

El curso de trabajador forestal se extiende durante 340 horas y tiene como contenidos el desbroce de masas forestales, los tratamientos servícolas, la repoblación forestal, los proyectos de repoblación y forestación, la conservación y aprovechamientos forestales y los primeros auxilios en el monte.

Está prevista la construcción de un invernadero en el centro para completar la formación

Juan Luis Gordo destacó las posibilidades que ofrecen estos cursos para los internos, ya que "les forma profesionalmente para que en el futuro puedan abrirse las puertas en el mercado laboral, y en profesiones relacionadas con el cuidado al medio ambiente, un sector en auge y pleno desarrollo".

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE SEGOVIA