Los hechos ocurrieron en la tarde del pasado jueves 9 de noviembre, en las proximidades de la capital. Un dispositivo dirigido a la seguridad ciudadana y contra el tráfico minorista de drogas desplegado por Fuerzas de la Compañía de la Guardia Civil de Burgos paraban un vehículo identificando a su conductor. Al solicitarle la autorización para conducir no pudo mostrarla por no poseerla, ya que nunca antes había obtenido el Permiso o Licencia de Conducción.

Además, y después de sospechar que podía ir conduciendo bajo los efectos de sustancias estupefacientes, se le realizó el test de drogas, arrojando positivo en Tetrahidrocannabinol (THC), que es el principal principio activo del cannabis, presente por ejemplo en la marihuana o el hachís.

Las diligencias serán entregadas en el Juzgado de Instrucción Nº 3 de Burgos.

Consulta aquí más noticias de Burgos.