Caos, colas y nervios en Cibeles en el primer día del Bus de la Navidad

  • Un gentío esperaba, por un falso rumor, a que se iluminara Correos.
  • Tal era la aglomeración de gente que la Policía secreta lo desmintió con la ayuda de un megáfono.
Largas colas para montar en el Bus de la Navidad, en una imagen de archivo.
Largas colas para montar en el Bus de la Navidad, en una imagen de archivo.
JORGE PARÍS

Auténtico caos: colas interminables, autobuses que no llegan, padres enfadados... así se resume el primer día de funcionamiento del Bus de la Navidad, que hasta el 6 de enero recorrerá el centro de la capital --con paradas en la glorieta de San Vicente, calle Mayor y plaza Colón-- para que los pasajeros puedan ver las luces que decoran la ciudad.

El descontrol formado por las colas --también para ver el belén instalado en el palacio de Correos-- se agravó por un falso rumor. Cientos de personas se agolpaban para ver cómo se iluminaba el Ayuntamiento. Tal era la aglomeración de gente que un coche de policía secreta avisó por un megáfono: "Les habla la policía municipal. No hay previsto ningún acto de luz y sonido para esta noche".

"Esto es una vergüenza"

A las 18:00 h salía el primer Bus de la Navidad de Cibeles. Sus pasajeros hacían cola desde las 15.00 h. Cientos de personas esperan al siguiente: familias, turistas, jubilados...

Pasan las horas y no llegan más autobuses. Las sonrisas han desaparecido. "Menos mal que venía cada cinco minutos como dijo Gallardón en la tele", comentaba Julián. La cola es menor porque algunos se han marchado. "Esto es una vergüenza", se oye.

A las 20:00 h llega otro autobús. Según el Ayuntamiento debería haber tardado una hora. Se oyen aplausos. Los niños gritan: "¡Bieen!".

Pero la alegría dura un suspiro. Son pocos los que bajan y algunos afortunados logran subir. La planta de arriba, llena; la de abajo, prácticamente vacía. Y así continúa su recorrido.

Alba Rubio. 34 años. "Esto es una estafa"

"Ha venido un autobús a las 18:00 h. Son las 20:00 h y todavía no ha llegado otro. Vengo con dos niños y están aburridos ya. Esto es una estafa y un fraude. Tenían que haber dicho que había pocos autobuses."

Rosa Benítez. 36 años. "La organización es pésima y hay poca información"

"Esto es una vergüenza. Vienes aquí con los niños y después de tantas horas esperando están cansados. La organización y la planificación son pésimas y hay poca información".

José Antonio Ruiz. 41 años. "Con la ilusión de los niños no se juega"

"Llevo más de tres horas esperando. Esto es realmente lamentable. Es el calificativo más suave que puedo decir. Con las ilusión de los niños no se juega".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento