Confirmada la imputación de los tres por parte de la Sección Cuarta de lo Penal de la Audiencia de Valladolid, que, a través de un auto, desestima los recursos de los tres investigados, el máximo responsable provincial del PP ha anunciado su propósito de mantener un encuentro en las próximas horas con Blanco para estudiar si su situación procesal es incompatible con su permanencia en el cargo y el partido.

"Lo primero es absoluto respeto a la decisión judicial, como no podía ser de otro modo, y lo segundo, solicitar la máxima celeridad en la resolución del caso", ha indicado Carnero, en declaraciones a Europa Press, al tiempo que ha anunciado la inminente reunión con el investigado para estudiar los pasos a seguir en su caso concreto.

Carnero ha declinado avanzar la respuesta del partido, a la espera de analizar con detenimiento la situación, si bien los estatutos del partido consideran infracción muy grave incurrir en cualquier forma de corrupción en el ejercicio de cargos públicos, lo que lleva aparejada la suspensión de militancia por espacio de entre cuatro y seis años, la inhabilitación para el desempeño de cargos en el seno del partido y la expulsión del mismo, medida esta última a aplicar cuando haya sentencia firme.

"Alfredo Blanco es una persona de honor y consecuente, pero es necesaria una conversación previa con él", ha zanjado Carnero.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.